Calificar
8,3 26 votos
COMPRAR EN PAPEL

Sinopsis

En su obra póstuma, el excepcional novelista uruguayo Mario Levrero se entregó a la tarea de escribir una novela en la que fuera capaz de narrar ciertas experiencias extraordinarias, que él denominaba"luminosas", sin que perdieran tal cualidad. Una tarea imposible, según confiesa más adelante, pero en la que se embarca con el Diario de la beca. En cada una de las entradas de este diario, que recorre un año de su vida, el autor nos habla de sí mismo, de sus manías, de su agorafobia, de sus trastornos del sueño, de su adicción a los ordenadores, de su hipocondría y del significado de sus sueños. Capítulo aparte merecen sus mujeres, en particular Chl, que lo alimenta y lo acompaña en sus escasos paseos por Montevideo en busca de libros de Rosa Chacel y de las novelas policíacas que lee compulsivamente. El miedo a la muerte, el amor, la pérdida del amor, la vejez, la poesía y la naturaleza de la ficción, las experiencias luminosas e inenarrables: todo cabe en esta monumental obra.

Año de publicación:2016

5 reseñas sobre el libro LA NOVELA LUMINOSA

Como cuando un lector se embarca en la lectura de un libro que por su título aparenta ser una novela y que recorriendo sus más de quinientas páginas descubre a cambio que se ha encontrado con un diario puramente autobiográfico e intimista, donde se describen descarnadamente las tribulaciones, dudas, temores y reflexiones provenientes del universo onírico y real del autor, no diferentes de las tribulaciones, dudas, temores y sueños que pueden sucederle a cualquier persona (escritor o lector), pero termina impacientándose y queda con una especie de desazón al terminarlo, a pesar de comprender la necesidad de “escribir hasta alumbrarse” que tenía el autor. Bueno, así.


Una gran historia sobre lo que no es historia


Libro original y bien escrito. A mí gusto, la iterancia en determinados aspectos de la rutina, si bien totalmente intencional, lo torna muy denso de a largos tramos. Puede andar para alguien. No para mi.


Bueno, no es fácil ni leer ni hablar, si quiera, de un libro de ML. En principio porque es MUY uruguayo, muy "bichicome" en lenguaje de origen. El personaje mismo es completamente autobiográfico. Si yo conociera a alguien que pudiera tener una vida tan desprejuiciadamente libertaria como él, le pediría que por favor, escribiera esta novela, aunque fuera lo último que decidiera a hacer en toda su vida. Nunca, ningún lector, podrá reírse de la manera que puede reírse, de las anécdotas delirantes sobre la vida cotidiana de las palomas y palomos que por cientos de días nuestro personaje observa e interpreta. Es casi como un guión de Nat Geo pero en su versión urban-uruguaya. Absolutamente genial e inolvidable el amor de esposo palomo y como le enseña a volar a sus palomastros. Calculando que éstas son solamente unas cuantas páginas en virtud de todo lo que se puede leer y nunca olvidar, no insistiré sobre este tema (por dios, al menos consigan esos fragmentos!). Sus amores, sus amantes, su Chica Lista y la infinita demanda de alimentos e interminable y próspera "en elaboración" de su novela luminosa, hacen de este libro, un candidato a la re- flotación. Nunca tan reconocido, nunca tan amado, nunca tan leído. Un libro digno de un exorcismo.


"Y no hacia falta comunicarnos mas detalles, porque yo sabia, aunque sin preguntarlo, que estábamos íntimamente comunicados , sabiéndolo todo, en algún secreto lenguaje, uno del otro." Una novela que no sigue una linea en su narrativa, sino que nos ofrece un mosaico de experiencias sin que necesariamente tengan un principio, sin que necesariamente tengan un final: estará en el lector acompañar al autor y, a partir de su propia vivencia, encontrar aquel párrafo, aquella linea o historia que vuelva luminosa su lectura. Dado lo antedicho, es una narrativa cuya lectura no es sencilla, requiere un esfuerzo y constancia atravesar las primeras paginas, lo que nos introducirá al universo del escritor y recién allí se podrá decidir si compartir con él su camino hacia la luz.


Más del autor MARIO LEVRERO


También se buscó en LITERATURA CONTEMPORÁNEA


Frases de LA NOVELA LUMINOSA

Pero el hecho es que reapareció, una tarde, para decirme que en sus pechos había leche; y me dió a beber, y después si, se fue con intención de no volver.

Publicado por:

Sergio Ramon