Calificar
8,1 29 votos

Sinopsis de NO ES UN RÍO

Durante una salida a pescar de tres varones se revela la complejidad con que se trama la amistad y se devela, como el fluir de un río, la historia de los afectos y la crueldad con la que a veces está hecho el presente. "En su realismo de repercusiones mágicas, confluyen Onetti y el Borges de "El Sur" con la sombra inflamada de Horacio Quiroga, pero la calidad y resolución de su prosa activan una sugestión que es exclusiva de Selva Almada."Francisco Solano, El País, España Enero y el Negro llevan de pesca a Tilo, hijo adolescente de Eusebio, el amigo muerto. Mientras beben y cocinan y hablan y bailan, lidian con los fantasmas del pasado y con los del presente, que se confunden en el ánimo alterado por el vino y el sopor. Una red mezcla realidad y sueño, hechos y conjeturas, isleños, agua, noche, fuego, peces, bichos. Humana, pero a la vez animal y vegetal, esta novela fluye como un cauce, una larga conversación o el afecto entre seres que se quieren: madres, hijos, hermanos, amantes, ahijados. Con No es un río, Selva Almada completa su trilogía de varones, inaugurada con El viento que arrasa y seguida inmediatamente por Ladrilleros. En esta novela magistral vuelven a brillar sus formas del decir y su extraordinaria sensibilidad para lograr que los personajes expresen en el hacer lo que habita en lo profundo de sus almas, en lo lejos de sus propias vidas.

Año de publicación:2020

9 reseñas sobre el libro NO ES UN RÍO

Confieso que he leído esta novela dos veces. La primera vez empecé con la primera oración y no paré hasta la última. Es un librito muy corto. Pero el final me ha descolocado un poco y no logré entender (o estar segura si lo entendí bien) pero el libro es una maravilla. Entonces lo volví a leer. Un poco para disfrutarlo más, otro poco para ver si realmente entendí el final, y otro poco para rearmar la historia, porque Selva Almada no podía presentarme una historia lleno de machismo, costumbres, supersticiones, raíces y lazos en forma lineal… No, tenía que crear un poquitín de enredo poético y encima, que me guste. Porque hoy en día no es nada fácil digerir toda una obra llena de testosterona y esta obra fue publicada en el 2020 y ya, acompañado de un lenguaje regional, grotesco. En la segunda lectura, han quedado claro muchas cosas, que quizás pasan desapercibidas la primera vez, si le dan una oportunidad, me entenderán ✨ La historia se abre en una isla de Entre Ríos (Argentina) a la que van de pesca Enero y el Negro, amigos desde la infancia, y Tilo, un joven mucho menor que los anteriores. Llegan allí a pescar, beber, y recordar viejas costumbres en las que Eusebio formaba parte unos años atrás antes de fallecer. Sin embargo, la isla sabe que no son lugareños, por lo que comienzan a ser rechazados. Este (me entero luego de terminarlo) es el tercer libro de una trilogía pero que son autoconclusivos. Lo que me resta decir es que si bien queda claro el manejo de lo patriarcal, hay mujeres que van rompiendo con estos modos de vivir y van transformando las distintas realidades, aunque sigue siendo algo menor. La isla con su fauna y flora se entrega al hombre y se adapta a la historia que quiere contar la autora, con un pueblo y su gente, y sus propias historias. Siempre escuché sobre la autora pero no la había leído. Me ha fascinado y me ha enamorado. Tiene un mano espectacular para crear, al menos, está historia poética y profunda. ⚫ Si te ha gustado esta reseña (o la de algún otro usuario) el LIKE va en el corazón gordo, al lado de la pregunta “te ha gustado esta reseña?” (o algo parecido). GRACIAS ♥️♥️


No es un río es uno de esos libros que cuando aún no los abriste te decís: en dos o tres días lo termino. Pero cuando pasás de la primera página algo te mantiene aferrado al sillón y no te levantás hasta terminarlo. Selva Almada, autora de, entre otras, El viento que arrasa y Ladrilleros, pinta como nadie el paisaje y la idiosincrasia del litoral argentino. Para no dejarla pasar


Otra hermosa historia de esta excelente escritora, la misma nos muestra por medio de historias en aparente pequeñas (una excursión de pesca de unos amigos en una isla en el litoral argentino),sentimientos comunes de las personas, mas allá de su lenguaje y geografía.


El ser humano y su "pequeña aldea" en dónde nada y todo sucede ; la amistad, la selva, el calor, el anhelo de ser amado, la violencia y todos los sentimientos en una novela corta pero intensa, en las que somos "arrastrados" en la corriente del río de la historia y en su lectura. Recomendable. Adenda: Ahora que lo pienso, demasiado corta, aunque forma parte de una trilogía, tal vez habría que leer las tres novelas juntas.


Me gusta mucho esta escritora y su particular modo de contar las historias. Esta es una novela corta cuya tensión va creciendo combinando la dura realidad de los isleños del litoral, con la presencia casi mágica de los muertos que nunca se van del todo. La crudeza de sus vidas, sus códigos, la ferocidad de algunos acontecimientos y la brutalidad con que se enfrentan. Con lenguaje claro y directo, descripciones que son como pinceladas certeras, sin excesos, nos presenta un mundo tan cercano como invisibilizado, en el cual la vida es una batalla en la que rara vez hay sobrevivientes...solo, de tanto en tanto, se interpretan las señales, se escucha el aviso y se encuentra salvación. ¡Muy buena!


Lo mejor del libro son los paisajes, el costumbrismo y los personajes femeninos.


En algunos casos, al terminar algun libro, pensás: Voy a leer todo lo que pueda de quien escribió esto. Es lo que me pasó con Selva Almada.


Es el primer libro que leo de la autora, compañera entrerriana, y no lo pude soltar. Supo pintar el litoral como lo conocemos quienes habitamos este espacio con sus creencias, mitos y sobre todo la fraternidad e un par de amigos. Hermoso.


Ver más reseñas

Más libros del autor SELVA ALMADA


También se buscó en LITERATURA CONTEMPORÁNEA