Calificar
7,5 47 votos

Sinopsis

Libro de economía, se centra en la desigualdad económica en Europa y los Estados Unidos desde el siglo XIX. u análisis de la historia de la distribución de la riqueza y la riqueza a nivel global desde el siglo XVIII hasta la actualidad tiene el valor de la evidencia en un campo en el que han abundado los prejuicios. Resultado de quince años de investigación sobre la dinámica de los ingresos y la desigualdad, el libro utiliza la base de datos de más de veinte países para responder una serie de preguntas que merecían una respuesta urgente. ¿La acumulación del capital privado conduce a la concentración del poder y la riqueza cómo lo creyó Marx en el siglo XIX? ¿Qué se sabe realmente sobre la evolución de la distribución de la riqueza y qué lección podemos extraer para el siglo XXI? Piketty propone regulaciones para el capital financiero y políticas fiscales que moderen la disparidad, como impuestos a la riqueza y la herencia. Bestseller mundial de economía de los últimos años, El capital del siglo XXI ha tenido decenas de miles de lectores en América Latina: nadie que se interese por el destino de su país puede eludir el tema de la desigualdad. Paidós publica por primera vez en edición de bolsillo un texto que continuará alimentado la discusión pública en las siguientes décadas.

Año de publicación:2013

1 reseñas sobre el libro EL CAPITAL EN EL SIGLO XXI

El economista francés Thomas Piketty mira el desarrollo económico mundial desde una perspectiva milenaria con un esfuerzo descomunal de recopilación de datos de los últimos dos mil años, luego de la tarea realizada por el inglés Maddison. Explica que el crecimiento económico recién comenzó con la Revolución Industrial y que las tasas de crecimiento mayores al 1% han sido la excepción desde una amplia perspectiva histórica. También contradice de forma contundente la curva de Simon Kusnetz, quien predicaba que la desigualdad aumentaba cuando un país se estaba desarrollando y luego descendía cuando alcanzaba el desarrollo.Varios años después de su muerte, Piketty, “con el diario del lunes”, demuestra que la desigualdad volvió a aumentar en países desarrollados. Y argumenta, en su tesis central, que el aumento de la desigualdad tiene que ver con las tasas de interés y de crecimiento de los países. Altas tasas de interés y bajas tasas de crecimiento favorecen a los poseedores del capital y aumentan la desigualdad. Algunas de sus ideas fueron discutidas y refutadas, pero nadie puede soslayar el gran trabajo y potente argumentación de este economista francés. Un buen libro para tener nuevas perspectivas sobre la economía y desarrollo globales.