LITERATURA CONTEMPORÁNEA

EL GATO QUE ENSEÑABA A SER FELIZ

RACHEL WELLS

Calificar
10,0 6 votos
COMPRAR EN PAPEL

Sinopsis

De la autora del éxito 'El gato que curaba corazones'. ¿Puede un gato cambiar tu vida? Déjate sorprender. Edgar Road es una calle típica de Londres; un camino lleno de gente que habitualmente ni se saluda. Hasta que llega Alfie, un gato precioso, una gran bola de pelo gris envuelta en un suave ronroneo que poco a poco, con su inteligencia, su astucia y su particular manera de vivir en el mundo, cambia la vida de la familia que lo acoge y, después, la de las personas que transitan en silencio por Edgar Road. Alfie tiene un don único, ya que es capaz de conocer los secretos mejor guardados. Solo así puede saber que Claire desea ser madre o que Alesky tiene serios problemas en la escuela. Él desea ayudarlos. Sin embargo, la llegada de unos nuevos vecinos altera la armonía del barrio y Alfie tiene que reaccionar inmediatamente.

2 reseñas sobre el libro EL GATO QUE ENSEÑABA A SER FELIZ

Título:El gato que enseñaba a ser feliz Autor:Rachel Wells Editorial: Duomo ediciones Edición: Tapa dura Número de páginas: 416 Saga: No. Novela autoconclusiva. El pobre Alfie no da abasto y ahora para colmo tiene unos nuevos vecinos de lo más misteriosos que parecen esconderse de todos... ¿Será que son infelices? Pues lo siento, familia, pero habéis ido a parar a un barrio con un gato que no soporta dejar que sus humanos sean miserables. "¿Quién puede resistirse al gato Alfie? Es dulce, simpático y tiene la capacidad de hacerte feliz. Una novela divertida, llena de ingenio y esperanza. Edgar Road es una calle típica de Londres; un camino lleno de gente que habitualmente ni se saluda. Hasta que llega Alfie, un gato precioso, una gran bola de pelo gris envuelta en un suave ronroneo que poco a poco, con su inteligencia, su astucia y su particular manera de vivir en el mundo, cambia la vida de la familia que lo acoge y, después, la de las personas que transitan en silencio por Edgar Road. Alfie tiene un don único, ya que es capaz de conocer los secretos mejor guardados. Solo así puede saber que Claire desea ser madre o que Alesky tiene serios problemas en la escuela. Él desea ayudarlos. Sin embargo, la llegada de unos nuevos vecinos altera la armonía del barrio y Alfie tiene que reaccionar inmediatamente." Tras conocer al pequeño Alfie en "El gato que curaba corazones" (Reseñado aquí) no imaginaba qué podía depararme su nueva aventura. En ésta ocasión continuamos sus aventuras por el modesto barrio de Edgar Road, aunque si alguien no se ha leído la otra entrega puede empezar por ésta sin miedo. Alfie se deja querer. Porque ser un gato de portal, como dice él, no es nada fácil. Y menos tras la llegada de unos nuevos vecinos de lo más sospechosos que se mudan en mitad de la noche y no parecen querer saber nada del resto del vecindario. ¿Y lo peor? Llegan con su propia mascota. Una preciosa gatita blanca llamada Snowball que pronto se robará el corazón de nuestro peludo protagonista... y despertará los celos de su mejor amiga, Tiger. Junto a ella, un par de conflictivos adolescentes y un matrimonio taciturno que enseguida genera desconfianzas. Por si fuera poco, la llegada de estos vecinos es solo el principio. Claire y Jonathan, los principales dueños de Alfie, están intentando tener un bebé sin demasiado éxito, y el niño al que más adora, Aleksy, está sufriendo bulling en el colegio. Demasiado trabajo para un simple gato... aunque está demostrado que Alfie tiene un don para ayudar a todos los que le rodean, humanos o no. En ésta segunda novela abordamos nuevos temas y conocemos a nuevos personajes, pero no por ello decae la historia o la simpatía con la que su protagonista nos lleva de una historia a otra. Es una lectura muy entretenida a la par que sencilla, y aunque en principio puede echar para atrás que su narrador sea... ¡Un gato! Os aseguro que aborda con gran maestría todos los problemas que trata de abarcar. De hecho, esa es precisamente su baza más fuerte. Que el inocente felino nos acerca a mundos mucho más complejos y tristes, a veces difíciles de evitar, pero en los que él se pavonea sin dificultades con tal de ayudar a sus humanos. ¿Tendrá suerte esta vez? Debo reconocer que al igual que en su anterior novela, me la he leído en cuestión de días. No sé si es que la letra es grande o simplemente las páginas se pasan solas, pero es una lectura muy ligera y agradable y no tan superficial como podría aparentar. La excusa de tener a un gato como protagonista sirve para abrir camino a un amplio elenco de personajes, dispares e interesantes todos ellos. Tiene su grupo de amigos felinos, tanto domésticos como callejeros. Vecinos indeseables que intentarán hacerles la vida imposible. Y por supuesto, todos los "dueños" y hogares que visita con frecuencia y en los que ha dejado un pedacito de sí mismo. Os animo a abrirle las puertas de la lectura a este adorable felino. Da igual si sois más de perros, os aseguro que si alguien es capaz de convertirse en la excepción, ese es Alfie. Al igual que la primera es un libro ameno que se lee muy rápido y recomendable 100%. A la espera de la tercera parte.


una vez mas alfie me enamoro desde la primera pagina, un amor de gato, se lo aconsejo a cualquiera


Más del autor RACHEL WELLS


También se buscó en LITERATURA CONTEMPORÁNEA