Calificar
9,2 5 votos
COMPRAR EN PAPEL

Sinopsis

Según Elena Poniatowska, Rosario Castellanos "es el ejemplo más sólido de vocación literaria que se ha dado entre nosotros" Su voz es el punto de partida de la literatura fe-menina que hoy existe en México narrando su propia infancia con los ojos del presente, Castellanos escribe: "No soy esa figura lamentable que vaga por los corredores desiertos y que no va a la escuela ni a paseos ni a ninguna parte. No. Soy casi una persona. Tengo derecho a existir, a comparecer ante los otros..." Así, Mujer que sabe latín... (1973) es, de-ntro de la obra de la autora, un punto de llegada: una recapitulación y una visita a las escritoras que han hecho uso de su derecho a comparecer ante los otros: Virginia Woolf, Penélope Gilliat, santa Teresa, sor Juana, Susan Sontag y Violette Leduc, entre otras.

Año de publicación:2009

1 reseña sobre el libro MUJER QUE SABE LATIN

26. Mujer que sabe latín de Rosario Castellanos (11 de junio). [Club mágico de lectura] Este libro es el primero de Rosario Castellanos que leo, me gustó conocerla mediante este ensayo donde aborda el papel de la mujer desde el ámbito de la literatura, específicamente de mujeres escritoras. Rosario Castellanos, quien fue una mujer fuerte que desde pequeña estaba siempre en la búsqueda de algo más, siendo una lectora y escritora precoz, como ella misma nos lo dice en su libro; nos trae este ensayo en el que nos muestra cómo en diferentes épocas, y desde distintas perspectivas como la religión, la familia, la sociedad, el gobierno, en donde se ha minimizado o invisibilizado el trabajo de las mujeres, siempre las hubo quienes han destacado por sus libros a pesar del machismo prevaleciente (aún hoy en día). En la primera parte, se describe cómo a lo largo del tiempo se ha puesto a la mujer como musa de inspiración, como ente virginal y puro pero que no tiene pensamiento o al menos no que interese a la sociedad gobernada por los hombres. Después empieza a cuestionar las relaciones que se han dado entre hombres y mujeres, comentando que el hecho de que el hombre sea muy macho y la mujer muy abnegada es una ridiculez para nuestros tiempos (hace más de cuarenta años, imagínense) porque ya no somos la misma sociedad y es por ello que debemos, según Rosario, quitarle la aureola al padre severo y el pedestal a la madre dulce y tímida. Es verdaderamente un discurso feminista enfatizando que los hombre no son nuestros enemigos y que si podemos sentarnos a dialogar tendríamos muchos más razonamientos variados y juntos lograríamos más cosas. Es un libro que recomiendo leer a todos, aunque es un ensayo Rosario logra atraparnos desde las primeras páginas con su humor ácido, cuestionando y reflexionando el quehacer de la mujer y poniendo ejemplos de las grandes escritoras de las que habla y que nos invita a leer para saber por cuenta propia lo mucho que tienen para decirle al mundo y que aunque en su tiempo quizá no fueron reconocidas hoy en día podemos homenajearlas leyendo sus libros. A finales del año pasado hice un ejercicio para saber cuántos libros escritos por mujeres había leído y me di cuenta que muy pocos a comparación de los libros escritos por hombres, por lo que este año me puse de meta leer la misma cantidad, quizá el próximo año me plantee leer más libros escritos por mujeres y les invito a que lo realicen.


Más del autor ROSARIO CASTELLANOS


También se buscó en LITERATURA CONTEMPORÁNEA