COMPRAR EN PAPEL

Sinopsis

Sátira implacable del Madrid burocrático de la época, “Miau” –publicada en 1888– es una de las más grandes novelas de Benito Pérez Galdós (1843-1920). En ella, los diversos hilos argumentales del relato que narra la progresiva caída de Villaamil, arquetipo del cesante, son anudados con mano maestra y desembocan en un final esperpéntico, a la vez trágico y caricaturesco.Prólogo de Ricardo Gullón

Año de publicación:2012

8 reseñas sobre el libro MIAU

Ramón Villaamil representa como personaje a la figura del cesante, típica de esta segunda mitad del siglo XIX. Le acompañan en su descenso a los infiernos, su mujer e hijas, conocidas por su físico gatuno.


Novela ligera del gran Benito Pérez Galdós escrita en un idioma exquisito en la que nos podriamos identificar personas de cualquier tiempo y lugar. Es la historia de una familia en la que las mujeres, según sus vecinos, tienen cara de gato, de ahí el título del libro. Se plantean situaciones de carácter político y social de la época, que dos siglos después siguen vigentes al menos en muchos lugares del mundo. De igual manera se narra una bella historia familiar llena de matices.


Han pasado más de 120 años desde que se publicó Miau y hoy podía ser reflejo de la situación de muchos países donde las influencias son clave para la colocación y la promoción laboral. Tan real y triste como la vida misma. Un noble y honrado funcionario del ministerio de Hacienda se ve cesado de su puesto mientras malvive por el derroche que su mujer ha mantenido siempre pendiente de las apariencias. Todo ello bajo la mirada limpia de su nieto, huérfano de madre y que vive con ellos. Real como la vida misma


Otro libro de Galdós con el ambiente madrileño de fondo y que tan maravillosamente retrata. Las Miau son personajes creados que junto con su padre, quieren salirse del libro por lo reales que son. Otro imprescindible.


Luis Cadalso es un pequeño de 8 años, muy espiritual y buen chico que vive al amparo de sus abuelos y tías maternas, ya que es huérfano de madre y su padre es altamente repudiado por mala persona. El abuelo es un anciano desempleado que día tras día busca una colocación y le es negada, la abuela solo piensa en guardar las apariencias y derrochar, a pesar de su tan precaria situación. El desarrollo de la trama familiar se convierte en una maraña de malestar e incertidumbre cuando aparece el padre de Luis para complicarles la vida. Como siempre, Pérez Galdós hace un bello y claro uso del lenguaje con esta hermosa obra, cuyo final es triste pero humano y realista.


Miau es de esas novelas que nos remite a una época que sigue siendo la España de hoy. El Madrid del siglo XIX, sus teatros, sus gentes hechas ya a una vida de ciudad, de cafés, reuniones y, por supuesto, burocracia. La lectura política de la novela señala un Estado irremediablemente corrupto. El nepotismo y la imbecilidad más abyecta se adueñan de las instituciones, las hace suyas y las convierte en una maquinaria de enchufes que mantiene en pie el desgobierno y los intereses sobre las arcas públicas. Villaamil es un personaje heroico, un quijote del momento, un hombre sufrido, que termina repudiando, loco anarquista desesperado, todo aquello que empuja a su familia a un abismo de pobreza y desidia: un yerno mentiroso que consigue fácil colocación (contraposición perfecta al pobre Villaamil), una mujer que contra viento y marea tan solo quiere mantener una imagen de riqueza que ya queda olvidada, o un nieto que entrega a Dios la desesperanza de su infancia. Una novela más que recomendable, imprescindible para comprender la España de entonces y la de ahora.


Luis Cadalso es un pequeño de 8 años, muy espiritual y buen chico que vive al amparo de sus abuelos y tías maternas, ya que es huérfano de madre y su padre es altamente repudiado por mala persona. El abuelo es un anciano desempleado que día tras día busca una colocación y le es negada, la abuela solo piensa en guardar las apariencias y derrochar, a pesar de su tan precaria situación. El desarrollo de la trama familiar se convierte en una maraña de malestar e incertidumbre cuando aparece el padre de Luis para complicarles la vida. Como siempre, Pérez Galdós hace un bello y claro uso del lenguaje con esta hermosa obra, cuyo final es triste pero humano y realista. 


Luis Cadalso es un pequeño de 8 años, muy espiritual y buen chico que vive al amparo de sus abuelos y tías maternas, ya que es huérfano de madre y su padre es altamente repudiado por mala persona. El abuelo es un anciano desempleado que día tras día busca una colocación y le es negada, la abuela solo piensa en guardar las apariencias y derrochar, a pesar de su tan precaria situación. El desarrollo de la trama familiar se convierte en una maraña de malestar e incertidumbre cuando aparece el padre de Luis para complicarles la vida. Como siempre, Pérez Galdós hace un bello y claro uso del lenguaje con esta hermosa obra, cuyo final es triste pero humano y realista.


Más del autor BENITO PEREZ GALDOS


También se buscó en LITERATURA CONTEMPORÁNEA