Sinopsis de LAS HERMANAS

En esta historia nos habla Zweig de la idea del doble, en este caso representado por dos hermanas: Sophia (la razón) y Helena (la pasión). Ambas compiten por recuperar, cada una a su manera, el esplendor perdido de su familia. Una, a través de la virtud, la otra, a través de la atracción. Pero ¿qué grosor tiene la línea que separa la templanza de la voluptuosidad?

12 reseñas sobre el libro LAS HERMANAS

La cara amable de zweig ( no solo de drama vive el lector) enfrenta vicio y virtud que habitan por separado bajo la piel de dos hermanas gemelas externamente idénticas. Sumidas en la pobreza por el fallido intento de usurpación del trono de su padre, estas dos beldades anidaran una competencia feroz por un crecimiento social a través de los hombres, a los que volverán locos estas idas y vueltas de coqueteo y recato, mientras no descubran que ella son plural. Ganara la moral o las armas de mujer fuera de todo decoro...? Zweig, por una vez, mezcla su excelente prosa con una picardia inusual. El señor triste vuelve a tratar psique y conciencia pero de forma desvergonzada, sin rozar un milímetro lo grosero, en un texto delicioso. Sin embargo, para los que estamos acostumbrados al austríaco, la rareza puede sabernos a poco y por contra tampoco es el relato adecuado para perder la virginidad en el universo zweig al no ser lo más represtativo de su obra. Frívolo y sugerente, condenadamente pícaro y exquisitamente escrito el cuento se presta a la reflexión de lo moral o políticamente correcto sin hacernos perder la cabeza ni que nuestra alma derrame hectlitros de sangre y tristeza. Tendrá que ver esta samba su periplo por Brasil? No creo dado su tragico final, pero seguro que en el conjunto de su obra, las hermanas es de lo más refrescante. Otra forma de leer a un genio. PD. Si te gusta la reseña de cualquier usuario y decides premiarla con un like, debes hacerlo en el corazón grande que aparece junto a: te ha gustado esta reseña? O ante la duda, en los dos.


Dos hermanas gemelas hermosísimas, las más guapas de toda la comarca heredan los genes del padre ambicioso y dominante. Así es que desde la cuna comienzan a competir: cada una quiere ser la mejor en todo. Ya jovencitas, la una se va por el lado gozador, disoluto y bien remunerado de la vida. La otra, que quedó en casa muerta de envidia llega a dar saltos de tres metros: quiere superar a la hermana y para ello se le ocurre el camino contrario, el de la virtud, la caridad y el servicio a los necesitados. Siempre es lo mismo, cuando se lee algo de Zweig: toda reseña debe contener loas al genio que desde su fecunda imaginación hace nacer estos relatos, solo que en este caso, aparte de mostrar algo de tormento, digamos que es lo normal, se despacha con algo de sátira y hasta se acerca a la sensualidad, aunque siempre con recato. ¿Cuál hermana impondrá sus términos? Zweig lo cuenta con gran estilo. Y nos dice que la vida te da sorpresas, sorpresas te da la vida y te lleva por caminos insospechados y al final, bueno, el tiempo siempre te pasa la cuenta.


Éste relato empieza con la curiosidad de un forastero. Éste, llega a la ciudad y le llama la atención las dos torres gemelas de una edificación, su curiosidad es tan grande que lo lleva a preguntarle a una persona que se encontraba a los alrededores por ellas y descubrirá así lo que le ocurrió a dos hermanas gemelas idénticas que siempre estuvieron envueltas en mitos y leyendas. Es un relato apasionado, lleno de habladurías, misterios, envida y ambición; escrito exquisitamente por Stefan Zweig. La prosa del autor hace el relato rico en emociones marcando a dos hermanas identidad físicamente pero muy diferentes en esencia. Como todo lo que escribe Stefan Zweig, es una delicia leerlo y dejarse guiar por su pluma, que siempre acierta y éste relato no es la excepción. Se los recomiendo ampliamente.


Zweig me está gustando más con cada obra suya que cae en mis manos. "Las hermanas" es una historia corta, con moraleja, sobre dos hermanas idénticas en el físico, muy hermosas y con muchas cualidades que las hacen merecedoras de la admiración de jóvenes y mayores. Las dos compiten por ser la mejor y más admirada, y lo convierten en el eje de su vida, cada una quiere destacar sobre la otra y para ello eligen sus armas: Sophia la virtud y Helena, la pasión y el vicio. Con un lenguaje exquisito y muy poético, a veces también pícaro y un punto desvergonzado, Zweig nos va contando la vida de las dos muchachas desde sus primeros años a su madurez, haciendo hincapié en los años de su juventud y la voraz competición a la que se someten. Si quieres saber quién gana la competición y cómo termina la historia, te recomiendo que la leas, seguro que pasas un buen rato y te diviertes. ¡Feliz lectura! 1 de diciembre de 2021


Las hermanas…  ¿una parábola…  una reflexión moralizante… un cuento… una leyenda… una novela corta… ? Creo que el formato no es lo realmente importante en éste caso, cuando nos encontramos con la pluma impecable de Zweig haciendo gala del dominio de la palabra para deleitarnos con la elegancia de su prosa, que con refinado humor, simbolismos, metáforas y paradojas, cautiva nuestros sentidos para agradarnos con éste relato. Un viajero se sorprendió al mirar un majestuoso edificio de estilo antiguo que terminaba en dos torres imponentes, que a la luz del crepúsculo producían el efecto de ser la una la sombra de la otra, esto  despierta su curiosidad, se acerca a un hombre que bebe plácidamente un vaso de vino en la terraza de un café y le pregunta el nombre de la construcción…  este hombre con sus mejillas sonrosadas le dice que la información que él puede brindarle no es fiable, pero que lo conocen desde siempre con el nombre de Las dos hermanas, entre copas el forastero termina escuchando la historia de Helena y Sophia, hijas de un noble y una tendera, al enviudar la mujer con sus niñas aún pequeñas tuvo que volver a su pueblo natal donde las esperaba la pobreza extrema y una serie de eventos inesperados que el destino les tenía preparado.  Las gemelas heredaron la belleza sin igual de su madre y de su padre la valentía, ambas son ambiciosas y celosas la una de la otra, vivirán compitiendo por alcanzar la excelencia, aunque en campos diferentes. A Helena la caracteriza la pasión, el vicio, el sexo, la sensualidad, el placer y todo lo mundano; mientras que a Sophia la define la sabiduría, la razón, el honor de las más altas y humanas virtudes. En común tienen la belleza, la inteligencia, la envidia, la rivalidad que crece conforme pasan los años y la pasión por superarse, cada una lo hace desde la visión que tiene de la vida. Helena se inclina por transgredir toda norma y deleitarse en el placer que le proporciona su cuerpo, por otro lado Sophia cultiva la virtud y consagra su vida a hacer buenas obras. El afán por estar una por encima de la otra lleva a Helena a proponerle un reto que su hermana no rechaza, pero que las llevara a un final imprevisto que da origen a ésta historia. ¿Quién cree usted que ganará, la virtud o la pasión?


Debo hablar primero sobre el autor. Lo sé, no parece oportuno, pero el autor ha sido como una droga para mí. Este es el segundo libro que tengo la oportunidad de leer, y, entre más me adentro en sus escritos, más quiero saber sobre su obra. Es de una exquisitez inusitada. Breve, sencilla, apasionante, bella, con contenido, con enseñanza. El libro de las hermanas (ahora si) es un cuento con moraleja. Recuerdo cuando era niño y leía historias infantiles, en especial a Rafael Pombo, en donde, cuando terminaba la lectura, me preguntaban cuál era la enseñanza que me había dejado su cuento. Pues así sentí este libro. Un texto lleno de enseñanzas por descubrir. Lleno de interpretaciones para darle contenido a una historia muy entretenida. Es un libro corto que se puede leer en una sola sentada. Trata sobre dos hermanas gemelas que están dotadas de una serie de atributos que, más que la belleza, las hacen atractivas y deseadas para la sociedad. Despiertan, cómo todo lo bueno, la envidia de quienes no pueden poseer esos atributos. Las hermanas se encuentran enzarzadas en un duelo encaminado a demostrar cuál de las dos tiene mayor brillo. Cómo todo lo humano, la mala no es tan mala y la buena no lo es tampoco, sino que la máscara que adquiere. La utilizan precisamente para conseguir un cometido, ser más admirada que la otra. Es una historia sobre riñas, en donde el fin sí justifica los medios y los trascendentales es conseguir una ventaja sin importar los efectos colaterales. Una historia en l cual la transformación vale. Vale para redimir pecados. Vale para igualar las cargas. Vale para que las estigmatizaciones culturales sean encajonadas. Disfrute de la lectura y no veo la hora de leer otro libro del autor.


Punto número 6 terminado @JoseLuisGryffindor y @marenpergamino Como dos gotas de agua en lo físico, como el agua y el aceite en carácter. Una un puro cumulo de virtudes, la moral íntegra, dedicada con devoción a los demás, rebozando altruismo por cada uno de sus poros la una. Mientras la otra, de moral mucho más distraída y altanera (como a más de uno nos gusta) vive con devoción hacia un hedonismo desenfrenado, dedicada a someterse a todas las demandas placenteras que emana de un cuerpo joven, bello, hermoso. Satisface sin pudor todos y cada uno de sus caprichos. ¿Cómo no entregarse a los mundanos placeres que nos ofrece la vida en su cortedad. Existe una lucha encarnada entre ambas. Una de las dos ha de vencer. ¿Cuál?


La tranquilidad de saber antes de leer un libro que te va a gustar, se agradece. Y al paso que voy, no creo que lea ninguno de Zweig que no me guste. Éste, con un tema familiar, y la relación de dos hermanas, sus sentimientos, ideas y distintas formas de querer vivir la vida, aunque sea una trama sencilla, la manera de contarlo hace que te enamores, una vez más, de sus libros 📚🥰


TAMBIÉN SE BUSCÓ EN LITERATURA CONTEMPORÁNEA


LA HIJA DEL ESTE

CLARA USON

Calificación General: 8,6Por leer

RELATOS I

JOHN CHEEVER

Calificación General: 9,1Por leer

FRASES DEL LIBRO LAS HERMANAS

De la noche a la mañana, las copas de los árboles reverdecieron. En las ramas heladas, guirnaldas llenas de capullos rompieron sus húmedos brotes. la primavera volvió a renacer de la tierra saturada. Y con ella, de nuevo la guerra.


Publicado pormariabv2012