Calificar
8,2 276 votos
COMPRAR EN PAPEL

Sinopsis de LA MUERTE DE IVAN ILICH

Una novela que formula preguntas fundamentales que se han hecho todos los seres humanos a lo largo de la Historia. Iván Ilich es un funcionario de la administración zarista cuya principal aspiración, como la de sus colegas, es escalar peldaños en su carrera para mantener su bienestar y así seguir formando parte del mundo burgués en el que ha vivido siempre. Casado por conveniencia, al poco tiempo descubre el hastío que le produce la familia y centra su vida en el trabajo. Una monótona existencia que cambia repentinamente con la llegada de un importante personajea su vida...Publicada en 1886,

Año de publicación:1886

33 reseñas sobre el libro LA MUERTE DE IVAN ILICH

El rey león nos acerca a la parca con todo lujo de detalles, y me resulta llamativo acudir a esta novela corta como desatasco de la conjura de los necios. Travesuras aparte ( a cada santo le llega su hora mi querido ignatius) la obra pese, o precisamente por, el tema es una verdadera maravilla. Más allá de la reflexión, que la tiene, acerca del sentido de la vida y lo mucho que nos empeñamos en desperdiciarla, el texto contiene otras cosas mucho más edificantes que argumentos para arquitectos de autoayuda y buenas costumbres. Angustia, incomprensión, la soledad de un moribundo acompañado, si, y de que sirve, cuando la mayor carencia es un gesto, una caricia. Dolor, donde el mental supera al físico y se acentua a medida que la clepsidra va perdiendo el agua gota a gota. La muerte de ivan ilich es el llanto de desesperación de un burgues acomodado y refugiado en su trabajo, para olvidar las penas del alma, renunciando a cualquier tipo de vida o enfrentamiento con ella. El juez en su juicio final, con un tolstoi, para mi inmenso, tanto en capacidad literaria como en pulso narrativo. Para mi, relato de libro, dos cositas y un buen abrigo tejido con sedas de palabra y significado. Cierto es que a estos rusos no los invitaria a mi cumpleaños ( menos a este, que creo que fue conde) pero hay que reconocerles que aveces escribían muy bien, eso si, los prefiero en relato corto.


Una obra inmensa contenida en un relato corto. De una trascendencia y un significado profundos, Tolstoi nos presenta la historia de Ivan Ilich, el devenir de un joven ambicioso que escalará socialmente y se convertirá en todo un personaje de la burguesía , quien triunfará en el ámbito de las leyes y que llega a alcanzar todo lo que se puede esperar de un hombre feliz y pleno. Tolstoi nos retrata a un hombre inteligente, codicioso, egoísta, celoso de su comodidad volviéndose huraño, impertinente, cómodo llegando a hacer dejación de sus responsabilidades familiares. Será la enfermedad la que le haga reflexionar sobre el sentido de la vida y sus prioridades. Aflorarán sus demonios, sus miedos, su posición ante la religión y la inmortalidad, el apego a los aspectos más sencillos e importantes del bienestar y cuando todo su mundo se viene abajo, empezará a cobrar sentido su existencia. Me pareció magnífica la descripción de todas las fases de su enfermedad y las emociones y contradicciones que le suceden su autodescubrimiento . Una narración impecable, muy asequible, que nos muestra que la obra de “ los grandes” es imperecedera, estando al alcance de cualquier lector el debate sobre los grandes dilemas vitales y el poso que deja una obra de este calibre en el crecimiento personal.


LA MUERTE DE IVAN ILICH La literatura rusa siempre me ha llamado la atención y sobre todo, la manera en cómo tratan un tema como lo muerte, pero ¡¡¡Cuanto sufrimiento en un solo personaje!!! Ivan Ilich, un chico disciplinado, el segundo de tres hermanos, hijo del burócrata Illiá Efímovich Golovín, estudió en la escuela de legislación y consiguió su primer trabajo como funcionario de la gobernatura por una carta de recomendación de su padre. Comienza con un Ilich ya fallecido, que desde la conciencia del narrador nos explica la introspectiva de la vida del mismo, su familia, sus estudios, los diferentes empleos, los lugares a los que tuvo que trasladarse por un mejor futuro, donde finalmente se consagró como fiscal de provincia. Amante del juego de whist (juego de naipes), conoce el amor de su vida, una chica de la alta sociedad que entre bailes y coqueteos la llevó a ser su esposa. Tolstoi explica como la sociedad de todos los tiempos, puede ser tan mala compañera, que por exigencias de la misma, logra poner hasta la esposa y los hijos en contra, llevando a rechazos continuos, llenando de muertes, poniendo en balance lo que se deseaba de la vida misma y lo que se logró tener. Sin ánimos de spoiler, solo a través de las palabras de Ilich logramos ver su ansiedad y sufrimiento, respirándose desde el inicio hasta el final junto con él, esa agonía hasta su ultimo respiro…. Lo Admito… ¡Demasiado sufrimiento para mi gusto!


Un cuadro que nos muestra los frágiles que somos ante la vida y la forma en cómo empezamos a valorarla cuando ya es demasiado tarde; circunstancia que dentro de la novela está sucedida además por la desencadenación de los demonios internos y sufrimientos morales del propio protagonista, los cuales, a la larga, terminan siendo más terribles que los mismos sufrimientos físicos, y es allí donde radica su principal tortura. Una obra de alto voltaje sensibilizador y gran contenido humano.


"La muerte de Iván Ilich" y" El Padre Sergio" son relatos impresionantes. El primero, produce emociones fuertes y tiene connotaciones de resonancias fúnebres. Cómo no empatizar con el protagonista, que puesto en un trance extremo, porque se le va la vida, se replantea todo sobre el significado de la existencia y lo terrible de la muerte. Al ir a un velorio o visitar a un moribundo, es probable que algunos de los que lo hacen, se parezcan en la intimidad de sus pensamientos y sensaciones a los protagonistas que aquí aparecen. El "Padre Sergio" no le va en zaga. Representa la búsqueda de la excelencia y la trascendencia humana. Tolstoi es un grande de todos los tiempos.


Escrita bajo el marco del glamour afrancesado de la Rusia zarista, en esta peculiar novela corta (o cuento) el gran Tolstoi nos narra la historia de Iván Ilich, prominente juez que en apariencia lleva una vida perfecta y que en la cumbre de esa vida feliz de pronto cae en una rara enfermedad que lo va carcomiendo día a día, sufriendo un terrible dolor físico y moral hasta el día de su muerte (no es spoiler pues el propio título del libro así lo dice). Que es más desgastante? el dolor moral o el dolor físico? cuando ambos han llegado a su máxima expresión? La mitad del libro (y creo que en esto radica su valor literario), es una descripción detallada de lo que puede llegar a sufrir una persona enferma así como las repercusiones a su entorno en todos los aspectos. Debo confesar que esta historia me puso algo nervioso jejejeje.


Desde su lecho de muerte Ilich, analiza la hipocresia de un hombre hipocrita en una sociedad hipocrita, tan insustancial, que su muerte no reporta ninguna modificacion a la misma, tan vacua que su vida se convierte en un sinsentido, tan poco dolorosa que solo le reporta dolor a el, quien trata de justificar los porques de su actuacion en un escenario donde nada resulta justificable, excelente reflexion sobre la sociedad rusa zarista, pero sobre todo acerca de la muerte de cada uno y de su muerte en vida.


La novela se pudo titular también "Vida. pasión y muerte de un burócrata del viejo régimen". Iván Ilich un burócrata profesional, arribista, egoísta e insensible, sin ninguna cualidad destacable le sirve e Tolstoi como modelo de una parábola de un régimen podrido hasta sus cimientos como lo fue el zarista. Dicho burócrata inútil pasa sus últimas semanas de vida agonizando de cáncer. Es en ese momento que la novela pasa a otro nivel: la agonía humaniza al personaje y lo saca de la cocificación de pequeño burgués satisfecho de sus logros para otorgarle la estatura de un ser humano sufriente, reflexivo, amargado, infeliz, ambivalente y contradictorio que analiza la miseria de su propia existencia y, como el "Rosebud" de Citizen Kane de Orson Welles, acude a su niñez perdida. Brillante relato, magistralmente construido. Tólstoi, con trazo brillante, nos conduce por un camino sin retorno. Un clásico que debemos revisar de cuando en cuando, muy ilustrativo en cuanto es casi un documental sobre la agonía y la muerte.


Ver más reseñas

Más libros del autor LEON TOLSTOI


GUERRA Y PAZ

LEON TOLSTOI

Calificación General:8,5

ANA KARENINA

LEON TOLSTOI

Calificación General:8,4

También se buscó en CLÁSICOS UNIVERSALES


Frases del libro LA MUERTE DE IVAN ILICH

No puede ser. Sería imposible que la vida sea absurda y repulsiva. Y si así es, ¿para qué morir, y además con sufrimientos? Esto no está bien, aquí hay algún error.

Publicado por:

Lilix

Pero por mucho que preguntaba no daba con la respuesta. Y cuando surgió en su mente, como a menudo acontecía, la noción de que todo eso le pasaba por no haber vivido como debiera, recordaba la rectitud de su vida y rechazaba esa peregrina idea.

Publicado por:

Nines65

Si abandono esta vida con la conciencia de que he malgastado todo lo que se me ha dado y de que no se puede remediar, entonces ¿Qué queda?

Publicado por:

Roger M

Un solo punto luminoso había más allá, en el principio de la vida; después, todo se hacía negro, negrísímo... La vida, serie de sufrimientos que aumentan progresivamente, camina con rapidez hacia el final de aquel horrible sufrimiento.

Publicado por:

Pike Bishop

"Es como si hubiera descendido regularmente, imaginándome que subía. Mientras a los ojos del mundo me elevaba, mi vida huía... ¡Y he aquí que todo está consumado... que muero...!"

Publicado por:

Pike Bishop