LITERATURA CONTEMPORÁNEA

LA EMBRIAGUEZ DE LA METAMORFOSIS

STEFAN ZWEIG

Calificar
9,3 16 votos

Sinopsis de LA EMBRIAGUEZ DE LA METAMORFOSIS

«Las dos partes de la novela, cuya acción se desarrolla en el año 1926, guardan una estrecha relación, pero están claramente separadas en cuanto a los hechos y al ambiente. Así como al principio el núcleo está constituido por las experiencias vividas en el mundo brillante de una estación de verano suiza, en la segunda parte—su reverso—la atención se centra en la atmósfera opresiva de la época de postguerra y de una existencia pequeño burguesa, que hace madurar el proyecto de un desfalco de grandes proporciones. Stefan Zweig demuestra de nuevo su arte para desvelar las motivaciones psicológicas de los actos y comportamientos humanos.»Walter Hinck

Año de publicación:2002

3 reseñas sobre el libro LA EMBRIAGUEZ DE LA METAMORFOSIS

Una muestra más de la capacidad de Zweig para mantenerme muda y absorta ante una de sus novelas. Decir que es atrapante, es poco. Consigue estimular mi atención y no decaer en la intensidad a lo largo de poco más de 200 páginas. La historia gira en torno a Christine, una joven que lleva una vida mustia, aburrida y sin aliciente, que sólo vive para trabajar y cuidar a su familia. La escasez y la austeridad es una constante en su día a día. Este destino de sobriedad y aburrimiento dará paso a la oportunidad de pasar unas vacaciones con unos familiares en un destino turístico de Suiza. Todo lo que conocía hasta entonces, dará paso a una nueva perspectiva sobre la vida que marcará su pensamiento y sus prioridades. Y hasta aquí se puede contar sin desvelar lo maravilloso de este relato. Como siembre, Zweig disecciona todas y cada una de las emociones y sensaciones que experimentará Christine para exponerlas lenta y contundentemente hasta que caes irremediablemente en el hechizo de su prosa viviendo al mismo tiempo con ella todas sus experiencias, sus ilusiones, dudas, miedos y decisiones. Inmenso relato e indescriptibles las emociones que me despertaron. Gracias Zweig por este regalo!!!


Zweig en estado puro. La sensibilidad y pasión de este escritor irradia con fuerza en cada una de sus obras. La Embriaguez de la Metamorfosis es una prueba más de ello. Zweig consigue que una historia plana, en la que prácticamente no ocurre nada, movilice todos mis sentidos y me haga vivir intensamente las sensaciones de los protagonistas, y es que en eso consiste la obra de este maravilloso escritor de principios del siglo XX, un análisis profundo y novelado de sentimientos, deseos, frustraciones y emociones mil. Christine Hoflehner ha nacido en una familia de clase media, en Austria, es aún una niña, tiene una vida agradable y a la vista un buen futuro ¿por qué no iba a ser así? Pues porque en tiempos convulsos, unos cuantos mandatarios decidieron que lo mejor para sus propios intereses (siempre veré las guerras de esta forma) era liarla parda, y eso hicieron, la liaron, en esta ocasión la primera guerra mundial. Y la vida que Christine conoce desaparece. Su futuro será la ruina, la muerte de sus seres queridos y la lucha contra una personalidad rebelde que no se conforma con sobrevivir. Llega la postguerra, ha tenido suerte y ha encontrado trabajo en una oficina postal de un pueblecito pequeño, vive con su madre, enferma por culpa del trabajo que se vio obligada a realizar durante la terrible guerra. Christine es joven, pero se siente vieja, ha perdido o le han robado la juventud. Todo trascurre con tranquilidad hasta que unos familiares adinerados la invitan a veranear con ellos en Suiza. El viaje de Christine es una bomba de emociones que voy sintiendo como si formase parte de ella, me fusiono y lo vivo a la vez. Es magistral la forma de contarlo de Zweig. La protagonista sufre una metamorfosis, disfruta intensamente, vive con fuerza cada momento, el aire que respira, lo que come, lo que bebe , como duerme, lo que sueña. ¡Vuela! y yo, con ella. Y ahora la pregunta del millón ¿Cómo adaptarse de nuevo a una vida de pobreza, monótona, sin futuro ni ilusión? Aquí el autor plantea el interrogante y nos cuenta su versión. Ahora toca vivir todo lo contrario, me zambulle en la miseria, en la suciedad e incluso en el hambre y toca comprender, empatizar... ¡y va Zweig, y lo consigue! Empatizo, lo comprendo y sufro con Christine. Entonces aparece Ferdinand, alma gemela. La soledad se consuela un poco, pero no lo suficiente. Dos almas iguales no se pueden conformar. A partir de aquí el autor nos plantea caminos extremos que ellos tendrán que decidir tomar. Se sienten engañados, utilizados por el estado, piden justicia a gritos. pero encuentran todo lo contrario. Y eso les llevará a la decisión final. "Sé que se ha cometido una injusticia conmigo, que aquí me juego la piel por un asunto mío, y no en una guerra por una idea muerta, por la idea dinástica de los Habsburgo ni por mi tropa ni por otra construcción política que no me interesa" Si se conoce un poco la biografía del autor, resulta fácil comprender el sentimiento que acompañaba a Sweig al escribir esta obra. Merece la pena echarle un vistacillo.


Una vez más es un placer poder decir que Stefan Zweig me permite disfrutar de la calidad de su prosa, es un escritor que me deleita con su capacidad narrativa, la delicadeza y habilidad para describir los sentimientos y las emociones de sus personajes, me encanta su estilo… en cada una de las obras que he leído de él me he podido enganchar desde las primeras líneas. Con La embriaguez de la metamorfosis, Zweig nos narra la transformación psicológica de Christine una joven que vive en un pueblo distante de Viena; trabaja en una oficina de correos, cuyo sueldo no le permite siquiera suplir sus necesidades básicas; es huérfana de padre, vive con su madre, quien padece una grave enfermedad; ante el panorama gris que deja la guerra en las familias, esta joven mujer no piensa más que en sobrevivir como lo hacen todas las personas que deben enfrentar esta realidad, ella se ha resignado a llevar una vida donde la falta de oportunidades se impone, pues no conoce otra manera de vivir. Inesperadamente un día recibe la invitación de una tía para que la acompañe una temporada en Europa, se hospeda en un hotel suizo lujoso, Christine para complacer a su madre realiza el viaje, cuando llega al lugar donde se hospeda la tía no puede evitar mirar sin rencores el contraste entre lo que la rodea y quien es ella en realidad, ante este panorama ella se pregunta ¿qué la separa de estas personas tan afortunadas? Su tía percibe lo que pasa por la mente de su sobrina y tomándola bajo su tutela la somete a un cambio de imagen que refleja su hermosa juventud, alegría y frescura. Zweig con su prosa impecable nos presenta no solo el cambio físico, sino también el cambio interno que se da en Christine al cobrar confianza en sí misma, mientras dure ese momento maravilloso ella está decidida a disfrutarla a plenitud. En la medida que avanzamos en la lectura el autor nos sumerge en los giros vertiginosos que da la trama hasta el final, mostrándonos los recovecos de la embriaguez que deja la metamorfosis en la protagonista, pero los efectos de la resaca no tardan en presentarse para estrellarla de pleno contra su realidad, Christine sin poder gestionar de manera positiva las emociones contenidas por no ser parte de ese mundo anhelado, se pregunta -¿Por qué yo no?


Más libros del autor STEFAN ZWEIG


También se buscó en LITERATURA CONTEMPORÁNEA