Sinopsis de KAROO

Bienvenidos al mundo de Saul Karoo, un guionista en la cincuentena, un cínico retorcido y egoísta, un mentiroso patológico. Lo único que hace bien es destrozar el trabajo ajeno: transforma guiones para amoldarlos a la fórmula hollywoodiense, salvarlos de la ruina económica y convertirlos en una ruina artística. Su vida da un vuelco el día que se embarca en su mayor excentricidad: dejar de pensar en sí mismo y hacer algo por otra persona. Entre carcajadas, acompañamos a Karoo en esta accidentada odisea, incapaces de separarnos de él. Porque aunque es totalmente detestable, Karoo también es terriblemente humano, una versión deformada de nosotros mismos, una víctima de sus miedos y sus defectos, un aspirante fracasado a la felicidad. Publicada dos años después de la muerte del guionista Steve Tesich y considerada novela de culto durante quince años, Karoo ha alcanzado el reconocimiento internacional al convertirse en un best seller en Francia, un ajuste de cuentas que la sitúa como una de las mejores novelas de los últimos cincuenta años: «Estés leyendo lo que estés leyendo, déjalo. Seguro que no es tan bueno. Y sin duda, no tan divertido», Howard Jacobson, The Independent

2 reseñas sobre el libro KAROO

No negaré que esta bien escrita y que tiene nivel, pero no es lectura para mi, quizás para otros. La empecé por parecer humor y sátira, pero nada más lejos de la realidad, ni una sonrisa tuve. Saul Karoo, un guionista de éxito, borracho, divorciado, fumador y mal padre, vamos un desastre excepto en su trabajo, nos cuenta su decadente vida, su trabajo sin escrúpulos, sus amistades peligrosas, con un hilo argumental demasiado explícito. Vamos que queda poco para la imaginación. Por momentos es un texto soez. En fin, si no tienes nada, se puede leer, pero mejor evitar, para mi gusto. Lo malo que es considerada novela de culto en USA y la comparan con La Conjura de los Necios de John Kennedy Toole, las comparaciones son odiosas.


Es un libro entretenido, pero no va más allá de eso. Ya estoy al punto de decir que los guinistas escriben películas, no novelas y todo tiene un marco cinematográfico ineludible en cuanto a la presentación de las escenas y los personajes. La obra tiene un gran nudo en la trama que es muy interesante el ver como se resuelve, pero no creo que sea una obra indispensable, al menos sí, curiosa y en muchos aspectos entretenida de leer y de analizar. Vale la pena, pero no hay que sobredimensionar su valor literario.


TAMBIÉN SE BUSCÓ EN LITERATURA CONTEMPORÁNEA