Sinopsis de ÉRASE UN RÍO

Tras la muerte violenta de su padre, Margo Crane, de sieciséis años, con una escope Marlin, unos cuantos víveres un una vieja biografía de Annie Oakley, remonta el río Stark en busca de su madre. Pero el río ya no es el animado paraíso fluvial de su infancia. Ahora es un lugar pelogroso. Un lugar habitado por matones, barqueros ebrios, trafocantes de metanfetamina y tramperos tristes y solitarios. Chacales y basura a la deriva. Y todosfantasran con domarla. Pero ella no quiere ser la razón para vivirde nadie. No es la niña loba, ni la asesina, ni la esposa ideal con la que todos sueñan. Solo es una chica que necesita unas cerillas, un perro y un poco de gasolina para su motor fueraborda.

COMPRAR EN PAPEL

1 reseñas sobre el libro ÉRASE UN RÍO

La reseña de hoy está dedicada a una de las novelas que más me gustaron en 2020: «Érase un río» (2011), de Bonnie Jo Campbell. Se trata de una novela de aventuras del S.XX en la que su protagonista, la jovencísima Margo Crane, trata de sobrevivir y conocerse en el entorno rural del Medio Oeste de los Estados Unidos. Río arriba, río abajo, con la compañía de un fusil, el pulso firme y la madíbula prieta, irá tirando palante entre disparos, pieles, sangre y silencio. Érase un río es Érase Margo, porque el río es Margo: Margo NO es un espíritu del río ni cualquier otra criatura. Nuestra protagonista es una esponja que absorbe información y perfecciona aquello que aprende. Su ídolo desde niña es Annie Oakland (no ficción) y aspira a ser capaz de disparar como ella. Para ti, como lector sentado en el metro o -en el mejor de los casos- repanchingado en el sofá, todo esto supondrá una auténtica aventura. Te lo garantizo. Jalearás a Margo en alto. Aplaudirás. Si eres un urbanita cuyo contacto con el campo se limita al que te ofrecen los parques de tu barrio, te sentirás (ridículamente vestido) como un pato-explorador espiando desde unos matorrales cercanos. Otro bombazo de Dirtyworks que me siento en la obligación de recomendar a todo el mundo, nadie debería dejar pasar la oportunidad de conocer a Margo, la puta jefa. No me cabe duda de que en cuanto pueda me haré con «Desguace americano». «-Creo que eres un espíritu del río. –No soy un espíritu del río. ¿Por qué los hombres queréis que una chica sea otra cosa que lo que es? -preguntó Margo. No era una niña lobo, como la llamó Michael. También su abuelo le había puesto los apodos de Duende y Ninfa del Río, que ahora parecían extraños, como si el anciano hubiera querido que no fuera una persona exactamente. -Para que la historia sea más bonita -dijo-». Reseña completa y más info en https://denmeunpapelillo.net/erase-un-rio-bonnie-jo-campbell/


TAMBIÉN SE BUSCÓ EN LITERATURA CONTEMPORÁNEA