1. ALIBRATE
  2. NOVELAS HISTÓRICAS Y NO FICCIÓN
  3. EL SEPTIMO CIRCULO DEL INFIERNO

Calificar:

8,1

102 votos

Sinopsis de EL SEPTIMO CIRCULO DEL INFIERNO

Un nuevo viaje a través de la historia de los libros El KGB, el régimen nazi, la Inquisición, las guerras, el FBI, el gobierno chino, el hambre, la pérdida de un ser querido, la enfermedad, el exilio, la censura... Muchos son, en efecto, los infiernos de la literatura a los que se han tenido que enfrentar escritores y escritoras de todos los tiempos. ¿Cuál es el séptimo círculo de este universo infernal? Para Kipling su infierno fue la muerte de su hija Josephine, y de ese infierno surgió una obra tan vital y esperanzadora como El libro de la selva. Para Imre Kertesz su infierno fue ser víctima del holocausto, pero también del desprecio por parte de los suyos. Y de ahí salió Sin destino. Carson McCullers, la gran olvidada, la mejor autora estadounidense del siglo xx, menospreciada por ser mujer. Con la elegancia y el tino literario de las obras que homenajea, de los autores y autoras que reivindica, navegando entre viajes, anécdotas, episodios y experiencias propias, Santiago Posteguillo consigue contagiarnos su amor por los libros y en especial por los autores cuyo genio y talento hizo que del infierno salieran con obras que aún hoy nos elevan a los altares.

30 reseñas sobre el libro EL SEPTIMO CIRCULO DEL INFIERNO

Santiago Posteguillo con su tercera entrega de este tipo de obra, sigue intentando contagiar con su amor por los libros con esta colección de relatos sobre historias de la literatura como anzuelo. Tarea muy difícil, porque somos muchos que ya lo estamos, pero tal vez se asegura de que el contagio siga presente. Porque, con las pistas de nuevos libros que nos entrega, la fiebre de la lectura sin duda se mantendrá. Esta entrega tiene una perspectiva un tanto distinta. Ahora da protagonismo a mujeres que han sido olvidadas en su contribución y en su legado. También a autores desconocidos que vivieron circunstancias difíciles que obstaculizaron su obra y su vida. Y por cierto, hay relatos de homenaje a escritoras y escritores de nuestra América Latina. Eduardo Galeano, el mismo del Libro de los abrazos, de Los Nadies y de Pájaros prohibidos. Julia de Burgos y ese poema enorme a su río Loíza. No sabía nada de ella. De Zenobia Camprubí tampoco. Todos son relatos que portan homenajes, rotundos, amenos, bien escritos. A mujeres y hombres. Excepto uno, dedicado a la presencia en la literatura de esos que se llevan la nominación muy bien puesta de ser los mejores amigos del hombre. Y el complemento viene con un par de reflexiones personales de don Santiago. Cuando uno va en el quinto libro leído de un autor ya puede decirse de que pasa a ser uno de los escritores preferidos. En mi caso don Santiago ha ido entrando en ese sitial junto a otras y otros, a los que se sumarán algunos que espero descubrir en el futuro. Le agradezco especialmente estos tres libros de viajes por la literatura novelada a través de placenteros relatos. No le pido que las obras sean perfectas, pero sí que sea más cuidadoso con la información que incorpora en algunas de ellas. En el relato “el fiel de la balanza” de homenaje a uno de nuestros premio Nobel, nos lleva a agosto de 1966 e indica que “Un avión norteamericano había sido abatido sobre Cuba. Era el prólogo a la crisis de los misiles, pero aún nadie sabía nada de eso”. Bueno, pues ¡sí que se sabía! Porque esa crisis que nos tuvo al borde de la guerra nuclear había ocurrido cuatro años antes, ¡en octubre de 1962! y fue un hito mundial angustioso de la historia del siglo XX. Un error que no se puede dejar pasar. Mi ejemplar de El séptimo círculo del infierno es de la edición impresa en México de septiembre de 2017. Como ya también ocurrió antes en “La noche en que Frankenstein leyó al Quijote” con el episodio aquel de Saint Exúpery y Eisenhower, quiero pasar de la crítica constructiva a la acción. Me ofrezco humildemente como voluntario para leer y revisar los borradores de don Santiago, de aquellos relatos que transcurran en el siglo XX, que es donde tenemos problemas y en el cual también aparentemente tropieza su equipo revisor y corrector. Si alguien tiene acceso a Don Santiago, decirle por favor que desde el sur del mundo hay alguien entusiasta que quiere colaborar. Y creo que no sería el único.


"Soldado que huye sirve para otra batalla. A veces, soldado que huye vale para escribir." Cierre de la trilogía dedicada a la historia de los libros, anécdotas y curiosidades de su confección y las personas que lo escribieron, nacida de la extraordinaria pluma de Posteguillo. El autor termina dando voz a escritoras que han sido olvidadas o casi invisibles para las nuevas generaciones, además de escrutar ciertos aspectos históricos como la quema de libros, la colección del Séptimo Círculo o la "censura" que vivimos en la actualidad, temas realmente interesantes. En este tercer volumen se encuentran historias menos conocidas que en los anteriores pero no por ello es más flojo, su atracción es constante. Sí encuentro opiniones más personales e íntimas del propio autor hacia que hay estrategias sutiles por parte del poder para alejar a la gente de la cultura y la lectura para que sean mucho más manipulables. Nada nuevo, por otra parte, pero refleja una consonancia con el lector que genera cierto vínculo empático. Quién haya leído La noche en que Frankenstein leyó el Quijote y La sangre de los libros van a encontrar en El Séptimo Círculo del Infierno una obra continuista, plagadas de curiosidades en forma de pequeños retazos o relatos que se devoran y su interés solo hará crecer nuestras ya mastodónticas listas de pendientes. Es imposible adentrarse en esta trilogía de Posteguillo sin apuntar todos los libros, referencias y crearnos la necesidad de leerlos. Esencial para todo amante de la literatura.


No siendo una novela , la sensación de suspense de este libro está producida a partir de pequeños relatos y curiosidades de la historia de la literatura. Se abordan “ los infiernos” y calamidades padecidos por diversos autores hasta convertirse en autores de prestigio. Y es que no todo fue un camino de rosas. Algunos autores tuvieron que padecer la indiferencia, persecución, el encarcelamiento o la censura, ya fuera por prejuicios religiosos, políticos, sociales o de género .En otros casos, el autor tuvo que utilizar un seudónimo para ser aceptado o tuvo que padecer un auténtico calvario hasta obtener el reconocimiento y aplauso de los editores que, al fin y al cabo, son quienes deciden si una obra se publica o se la castiga con la indiferencia o el olvido. A veces, también un despiste, es un golpe de suerte como en el caso de GABO. Si tuviera que elegir las historias que más me han gustado diría que la de Safo, Sor Juana Inés de la Cruz, Sacki, Pearl S. Buck, Bulgakov , Mandela,Imre Kertesz e iris Murdoch. Mi segundo encuentro con Posteguillo y como en “ La noche que Frankenstein leyó el Quijote” cuando finalicé este libro mi sensación fue de asombro y satisfacción al conocer más a personalmente a esos escritores y atesorar muchas futuras lecturas porque un libro nos lleva a otros muchos.


Una vez más Santiago Posteguillo nos regala una tertulia literaria...una charla entre amigos, y nos envuelve por tercera vez en un recorrido desde Grecia hasta Latinoamérica, donde encontramos que en la mayoría de historias, las mujeres se roban el protagonismo, resucitándoles del olvido, mostrándonos su lado más humano y valiente. Además, cómo sobresalieron en su tiempo, aún en contra de todos los pronósticos. Como siempre, Santi nos conduce de una manera muy amena a un viaje en el espacio y el tiempo, historias bastante interesantes, y en unas cuantas páginas nos invita siempre a ir buscando cada autor, libro y circunstancia que menciona, donde logra no solo abrirnos los ojos ante nuevos escritores y sus obras, también, reconocer el contexto que rodeó a los mismos. Pero sin lugar a duda, aparte de lo ya mencionado y de la motivadora prosa de Posteguillo, es el capítulo dedicado a esos personajes que a muchos nos llegan hasta el fondo del corazón, los cuales han sido parte de un sinnúmero de eventos importantes en la historia, y la literatura no es la excepción. Esos seres de cuatro patas 🐕🐶🐕 menospreciados por algunos, pero amados por otros muchos, siempre le dan ese toque especial a cada obra en que se incluyen. Recomendado? Por supuesto🤩


DIARIO DE A BORDO: 06/05/2024 Otro magistral ensayo del Sr. Posteguillos. En este caso realiza un repaso de aquellos autores y obras que han sido censurados por distintas cuestiones: opiniones contrarias al gobierno de turno, la religión, acusaciones de espías o cuestiones tan absurdas como no tener dinero. Algunos han sabido sobreponerse contra viento y marea, pero en muchos casos ha provocado que lleguen a nuestros días sin la importancia que merecen. Destacan mucho los casos de grandes escritoras, la mayoría mujeres independientes y avanzadas a su época que debían enfrentarse a los prejuicios sociales. Cuando leo un ensayo de este tipo, siento que estoy manteniendo una charla con el autor. En esa charla van surgiendo anécdotas, recomendaciones, e incluso opiniones personales. Sé que muchos de ellos no los leeré nunca, pero ahí está D. Santiago para darme una pequeña muestra y que lea lo que me estoy perdiendo.


Pretender reseñar este pequeño volumen, es solo añadir y reforzar algunos hechos de cualquiera conocidos. Posteguillo un gran escritor, una privilegiada capacidad para llenar huecos, en los hechos históricos, conocidos o no. La literatura, gran bendición dela humanidad, suele aparecer como maldición para algunos, a veces quienes la practican, pero en general para quienes quisiesen acallar las voces diferentes, para los poderes fácticos . La ceguera literaria es más producto del exceso que de la carencia. Y por supuesto , que al mejor cazador se le va la liebre. ( hay algún que otro dato histórico incorrecto, o incierto ) Pero esto último no importa, esto es una invitación a abrir la mente, ampliar los horizontes literarios personales. El mismo menciona en un capitulo no fue así, pero pudo haber sido. En otro relato menciona “ porque uno debe leer incluso aquello con lo que no está de acuerdo “ . Homenaje y referencia a un puñado de escritores que las circunstancias, sus circunstancias les negaron el ascenso a la gloria que merecían , trastocándolo por un Descenso al infierno....al séptimo círculo...con los ladrones de la cultura y la libertad. Sin tratos con el Diablo Enoch Soames ... mas real que nunca .


Se trata de un compilado de relatos sobre la forma en la cual se logró dar vida a las obras literarias. En esta ocasión hace referencia a textos escritos por mujeres o que, en ocasiones, han permanecido olvidados o han intentado ser borrados de la historia. Igualmente, desarrolla la historia secreta de los autores de los libros, sobre cómo, cuándo y de qué manera hicieron lo posible para dar a conocer sus escritos. Se conoce a los escritores por sus libros, pero nada se sabe de cómo llegaron a contar las historias, de todo lo qué hay detrás de las mismas y, en algunos casos, que esas historias pudieron nunca ser contadas. Resulta reconfortante vislumbrar que, en la mayoría de las ocasiones, esos escritores tan aclamados no tienen ningún tipo de pretensión respecto de sus creaciones, sino que utilizan el lenguaje escrito para refugiarse en un lugar distinto al que deben afrontar diariamente. Sus letras les sirven para navegar por lo desconocido. Esa falta de pretensión, ese arte bien fundamentado, ha llevado a la creación de clásicos, de obras literarias que seguimos alabando. El libro, además de lo entretenido que puede ser conocer sobre la génesis de las obras, otorga la posibilidad de identificar textos sobre los que no tenía noción y ello, igualmente, debe agradecerse. Lo disfrute mucho.


Última entrega de la trilogía “La historia secreta de los libros”. En la misma línea que las anteriores, capítulos cortos dedicados cada uno de ellos a la historia de un escritor o escritora y a su obra. En este volumen Santiago Posteguillo se centra en escritores que han tenido que enfrentarse a algún tipo de infierno personal, como la muerte de un ser querido, enfermedad, exilio, censura, guerras, pobreza… a la vez que en escritores que fueron relegados al olvido. Hay muchos capítulos dedicados a mujeres, las cuales al “infierno” personal que le puede tocar vivir a cualquier persona, tuvieron que sumar el hándicap de, siendo mujer, tener la osadía de escribir. Todas las historias son muy interesantes. He descubierto autores de los que ni siquiera había oído hablar (como Rustichello da Pisa o Concha Espina) e historias muy interesantes de autores más conocidos por mí como García Márquez, Galeano, o Pearl S.Buck. Este libro incluye reflexiones personales del autor, de las que me gustaría destacar dos: en el capítulo dedicado a “Los perros en la literatura” aprovecha para dar su opinión sobre el sacrificio de excalibur, mascota de una enfermera que se contagió de ébola en España en 2014; y en eI Epílogo, una muy interesante reflexión sobre las formas de censura actuales a la literatura. En ambos casos estoy totalmente de acuerdo con el autor. Si eres curioso, te recomiendo su lectura, aunque aviso: tu lista de pendientes aumentará 😉


MÁS LIBROS DEL AUTOR SANTIAGO POSTEGUILLO


TAMBIÉN SE BUSCÓ EN NOVELAS HISTÓRICAS Y NO FICCIÓN


FRASES DEL LIBRO EL SEPTIMO CIRCULO DEL INFIERNO

"Soldado que huye sirve para otra batalla". A veces, soldado que huye vale para escribir.


Publicado porPaco Garrido

Los poderes en su ataque a la cultura son hoy modernos, son sutiles, Pero la persecución contra todo lo que haga pensar continúa. Ser conscientes de esto es lo único que puede abrirnos el camino para la revolución que más temen los que nos gobiernan: la de la inteligencia


Publicado porPedro Manuel

El miedo da alas al atormentado y celeridad a los pies del débil de espíritu


Publicado porEdd62

Los poderes, sean del color que sean , simplemente odian las mentes independientes. El poder por definición odia la libertad del individuo


Publicado porEdd62

Llovía con la intensidad perenne de los siglos y las gotas estallaban como lágrimas de otro tiempo sobre los cristales de las ventanas


Publicado porAlejo..s

Nuestro protagonista corrió a esconderse poseído por el terror a la muerte. Bruto acababa de quitarse la vida. El suicidio era una salida digna. ... ... Más humillante aún que eso: hasta abandonó su escudo tras de sí. Un guerrero sin armas, corriendo frenético…


Publicado porAlejo..s