Calificar:

8,5

246 votos

Sinopsis de EL ENTIERRO PREMATURO

El miedo al enterramiento en vida era muy común en la época, y Edgar Allan Poe obtuvo provecho literario de ello. En este relato, el narrador anónimo describe en primera persona un trastorno que le aqueja, caracterizado por «ataques de una afección singular que los médicos coinciden en denominar catalepsia». Esta enfermedad lo lleva con frecuencia a pérdidas de conciencia muy similares a la muerte, lo que conduce al personaje a un terror pánico a ser enterrado vivo en alguna de tales circunstancias: «La mayor de las desgracias posibles», afirma. A fin de que se comprenda esta fobia, el narrador enumera diversos casos probados de personas enterradas vivas. En el primer caso, la tragedia fue descubierta mucho más tarde, al ser reabierta la cripta.

31 reseñas sobre el libro EL ENTIERRO PREMATURO

"Ellos me habían metido en algún ataúd común, cerrado con clavos, y arrojado bajo tierra. Bajo tierra y para siempre, en alguna tumba común y anónima". Edgar Allan Poe El cuento de horror El entierro prematuro, es un juego psicológico que crea Poe con inteligencia y perspicacia al utilizar como recurso narrativo el miedo que tenemos las personas de ser enterradas vivas, el solo pensar en esta posibilidad logra atrapar nuestros sentidos y hacer que por nuestra mente pasen escenas espeluznantes. El relato inicia con un narrador en primera persona que nos cuenta sobre varios casos de personas que han muerto clínicamente en diferentes lugares de Europa y cuando sus familiares han ido a hacer la exhumación de su ser querido se han llevado la terrible sorpresa de que están en una posición distinta a la que fue enterrado. Todo este periplo sirve para ambientar la historia del narrador a quien le horroriza ser el testigo principal de su propio sepelio, él sufre de catalepsia, esto hace que tome todas precauciones habidas y por haber, en las noches le sobrevienen pesadillas que lo llenan de angustia, desasosiego y tensión. Él cree que puede salir airoso de esta situación y diseña un ingenioso plan. La pregunta del millón es… ¿Le vale a este hombre tener tanta cautela? ¿Qué sorpresa le depara el destino? Para que sepan qué sucedió realmente los invito a leer el cuento.


¿Le temes a la muerte? Pues hay algo peor que la misma muerte. Poe nos narra con notable agudeza la posibilidad de morir y despertar en un ataud a algunos metros del suelo. Nos permite imaginar la posibilidad de despertar y no encontrar más que oscuridad, poco oxígeno y la terrorífica sensación de opresión de la tierra encima de nosotros. Nos hace golpear mentalmente la puerta del cajón, nos hace gritar de horror en busca de auxilio, nos hace sentir nuestras uñas debilitadas y malgastadas en la tapa de madera, nos hace sentir la desesperación del catalíptico. ¡Qué terrible muerte! "hay momentos en los que, incluso para el sobrio ojo de la razón, el mundo de nuestra triste humanidad puede asumir la semblanza de un infierno, pero la imaginación del hombre no es lo suficientemente poderosa para explorar cada una de sus cavernas con impunidad. Pero la legión de sepulcrales terrores no pueden considerarse como fantasía, sino que deben dormir o nos devorarán... Deben reposar, o pereceremos sin remedio. "


Este cuento, que Poe nos relata crudamente y con profusión de detalles espeluznantes, es corto pero intenso, se lee en un rato y de corrido, porque quieres saber como termina la experiencia del último relato escrito en primera persona. Empieza el cuento con experiencias reales conocidas en la época de personas que fueron enterradas vivas y algunas se salvaron de una muerte horrenda, de otras se supo su horrorosa muerte al cabo de los años, cuando se abrió la cripta o el ataúd. El último relato, el más largo, está contado en primera persona; nos cuenta el terror que tiene su protagonista a ser enterrado vivo por padecer catalepsia, una "enfermedad" en la cual una persona puede parecer muerta durante horas, días o semanas. Tal es el terror que sufre, que su vida se ve condicionada por tal sufrimiento y no quiere alejarse de su casa por temor a padecer un ataque de catalepsia y ser enterrado vivo por personas que no conozcan su dolencia. Llega un día en el que se despierta en completa oscuridad... y sucede que... Otro magnífico relato de Poe que no dejará a nadie indiferente. 22 de enero de 2021


“La intolerable opresión de los pulmones, las sofocantes emanaciones de la tierra húmeda, las vestiduras fúnebres que se adhieren, el rígido abrazo de la morada estrecha, la negrura de la noche absoluta, el silencio como un mar abrumador, la invisible pero palpable presencia del vencedor gusano, estas cosas, junto con los recuerdos del aire y la hierba que crecen arriba, la memoria de los amigos queridos que volarían a salvarnos si se enteraran de nuestro destino, y la conciencia de que nunca podrán enterarse de él, de que nuestra suerte desesperanzada es la de los muertos de verdad, estas consideraciones, digo, llevan al corazón aún palpitante a un grado de espantoso e intolerable horror, ante el cual la imaginación más audaz retrocede”. Como bien se puede observar en la cita con la que comienzo esta reseña, “El entierro prematuro” es un cuento en el que Poe decide explayarse en sus descripciones para transmitirnos lo que él (o al menos el narrador del cuento) considera la peor suerte que le puede tocar a un ser humano: ser enterrado vivo. No voy a contar nada de la trama pues el título de la narración es bastante claro, lo que sí que voy a expresar son mis sensaciones. Leyendo este cuento he sentido curiosidad. Curiosidad por la cantidad de casos que realmente sucedieron, que se exponen de este fenómeno tan horroroso. El narrador se dedica en las primeras páginas del relato a narrar entierros prematuros verídicos, que más que nada provocaron en mí asombro e interés. También he sentido intriga. Es un cuento muy impredecible en el que no sabes por dónde se va a tirar en ningún momento. Como ya he dicho, las primeras páginas más que un cuento parece un artículo periodístico, para después adoptar la típica concepción de los relatos de Poe, en los que un narrador anónimo cuenta en primera persona un suceso macabro. Por esta estructura inusual, me parece que no sabrás qué esperar y que sentirás intriga a cada página que pases. Pero, sobre todo, lo que más he sentido ha sido angustia. Poe describe muy bien el hecho de ser enterrado vivo, y de mano de nuestro narrador protagonista, sentiremos muy de cerca todos los pasos que conducen a este terrorífico hecho. El autor te envuelve en su aura y hace que a tu alrededor reine el silencio sepulcral propio de un entierro a tu alrededor; ahí es donde entra la maestría del estadounidense, en recrear tan bien un ambiente que puede llegar a hacerte padecer angustia. Es un cuento que yo considero muy bueno, muy bien escrito e idóneo si quieres sentir estas tres cosas: curiosidad, intriga y angustia. 16/12/2021


El terror más extendido de la época, ser enterrado vivo, confundido por muerto, ya que entonces, los metodos de certificación de defunción eran tan imaginativos como ineficaces. ( espejo, pluma, cordel con campanita) Poe, y su prosa, nos describe primero unos casos de enterrados vivos, y despues nos regala un relato de un hombre que padece catalepsia y en su obsesión prepara su propia huida del fondo de la tierra, por si es confundido y despierta en la fosa. La atmosfera que crea el maestro poe es abrumadora, y con cierto romanticismo, macrabro, por supuesto. La angustia del protagonista, escapa de las letras y se clavan como agujas en nuestro circuito cerebral del miedo, esparciendolo por nuestro sistema nervioso de la cabeza a las uñas de los pies. El mago de la palabra gótica, se adentra en los rincones mas oscuros de nuestros terrores, y los narra con una exactitud que abruma. Poe tuvo el don de aterrarnos con breves relatos que ahondaban siempre en los rincones más oscuros del ser humano. Los conocia bien!


Pues si, el libro hace honor a su nombre. Narrado en primera persona, se describe la terrible experiencia de ser enterrado vivo y para ello el autor se vale de varios casos documentados. No se escatiman detalles en la descripción de despertar y verse bajo tierra y Poe se luce haciéndonos sentir esa terrible sensación. Muy buen cuento para un Domingo en la tarde.


¿Que es a lo que más le temes? imagina que sufres de una serie de ataques de catalepsia y las personas pensando que has muerto, te entierran vivo. ¡Pues si queridos lectores¡ una vez más Edgar Allan Poe nos pone en este dilema. Este relato describe un trastorno que se caracteriza por ataques de una enfermedad que los médicos llaman catalepsia. Esta enfermedad lleva a nuestro protagonista con frecuencia a pérdidas de conciencia muy similares a la muerte y lo conduce a un terror y pánico a ser enterrado vivo en alguna de tales circunstancias.Está escrito de forma excelente. No me extraña que Julio Cortázar -principal exponente moderno del cuento- admirara tanto a Poe.


Edgar Allan Poe vuelve a sorprenderme, Lo ha hecho constantemente por su abrumadora capacidad literaria, por lo exquisito de su prosa, por lo bien construido de su poesía, por lo innovador de las formas, por lo tétrico, terrorífico e inquietante de su temática, En esta narración, hecha en primera persona, acerca de la catatonia, y otras enfermedades que llegaban a considerar, en su época, como muerto a quien las padecía y de esta manera generar el temor a ser enterrado en vida, originando una epidemia de temor y un auge de técnicas para escapar a este terrible destino. Inicia presentando una serie de casos acontecidos, algunos con una solución favorable a quien sufría el enterramiento en vida y en otras no tanto, Continúa relatando, el narrador, que padece esta horrible condición, que convierte su vida en un tremendo sufrimiento, lo que le impide el disfrute de la misma, ¿ puede haber algo mas terrible que sufrir lo que se debería gozar? O al menos devenir plácidamente, Pero no solo en la construcción, lenguaje, manejo de situaciones encuentro el asombro y la sorpresa. Lo hago también al hallar referencias, que aún al paso del tiempo siguen intrigando, generando preguntas, e interpretaciones. Tal es el caso de la mención a tres datos concretos que me han llevado a investigar, realizar lecturas de los libros , que se supone son las referencias, verbigracia -Caratis, personaje del libro Vathek de William Beckford, típica novela de romanticismo gótico de finales del siglo XVIII, el cual al leerlo me ha traído a la mente innumerables asociaciones cada una más inusitada que otras, El fantasma de la Opera, Las mil y una noches, El castillo de Otranto, Salem’s Lot, The Haunting, y aún la obra de los hermanos Grimm, y los cuentos de hadas de Wilde, -Oxus, antiguo nombre de un rio en Afganistan, -Afrasiab, personaje histórico persa, Estos Ultimos referidos en la epopeya histórica Shahnammeh de Ferdusi En fin, Poe magnifico, Poe, extraordinario, Poe, Por siempre.


LIBROS QUE TE PUEDEN INTERESAR


MÁS LIBROS DEL AUTOR EDGAR ALLAN POE


TAMBIÉN SE BUSCÓ EN TERROR, POLICIAL Y SUSPENSO


FRASES DEL LIBRO EL ENTIERRO PREMATURO

Demos gracias a Dios misericordioso, que los extremos de La aflicción última, los sufra el hombre en particular, y no en masa


Publicado porEdd62

¡Demos gracias a Dios misericordioso que los horrorosos extremos de agonía los sufra el hombre individualmente y nunca en masa!...


Publicado porSary25

Hay momentos en que, incluso para el sereno ojo de la razón, el mundo de nuestra triste humanidad puede parecer el infierno, pero la imaginación del hombre no es Caratis para explorar con impunidad todas sus cavernas.


Publicado porjuanmaromera

La verdadera desdicha, La aflicción última en realidad es particular, no difusa


Publicado porEdd62

Los demonios en cuya compañía Afrasiab hizo su viaje por el Oxus, tienen que dormir o nos abrasaran


Publicado porEdd62

La cuerda de plata No quedó suelta para siempre, ni irreparablemente roto el vaso de oro, pero mientras tanto...¿Donde estaba el alma ?


Publicado porEdd62