1. ALIBRATE
  2. TERROR, POLICIAL Y SUSPENSO
  3. EL DIA QUE SE PERDIO LA CORDURA

Calificar:

7,5

1.2k votos

Sinopsis de EL DIA QUE SE PERDIO LA CORDURA

Una historia de misterios, de destinos, de sueños y de amor. «A veces el destino nos pone a prueba para que sepamos que existe». Centro de Boston, 24 de diciembre, un hombre camina desnudo con la cabeza decapitada de una joven. El doctor Jenkins, director del centro psiquiátrico de la ciudad, y Stella Hyden, agente de perfiles del FBI, se adentrarán en una investigación que pondrá en juego sus vidas, su concepción de la cordura y que los llevará hasta unos sucesos fortuitos ocurridos en el misterioso pueblo de Salt Lake diecisiete años atrás.

225 reseñas sobre el libro EL DIA QUE SE PERDIO LA CORDURA

Javier castillo se hace la picha un lio y el problema es que la tiene mas larga que el famoso moreno del WhatsApp. Lo que empieza siendo un thriller sencillo pero que engancha, es un espejismo mal calculado que acaba en nudo gordiano. Ni el magno Alejandro sería capaz de desatarlo a hachazos. Agujeros negros, oasis abandonados con menos paisaje que el propio desierto, meado fuera del tiesto por desbordamiento. La trama va de menos a nada dejándonos boquiabiertos, de puro espanto, pero no de suspense no, el malagueño vuelve ateo al más fervoso creyente. Perdida de fe por agotamiento. Ni armazón ni ropaje se sostienen y el castillo se viene abajo. Por sus resoluciones imposibles rozando lo absurdo, por mentirle a sus personajes, llevandoles la contraria impidiendo que fluyan, y sobretodo por no ponerse al servicio de la historia dejando que ella dicte las normas. El buen escritor consiente que texto y actores dirijan su obra, respetandoles , mimandoles y no adjudicandoles pensamientos y acciones fuera de cualquier lógica. Es como echarle al caldo boñiga de cabra. Pero don Javier tiene un geranio donde los pedos alcanzan su libertad y vendió lo que no está escrito ( nótese la literalidad de la frase), seguramente por una alineación de jupiter y venus acompañada de magnífico título. Y aun asi, tiene una buena idea entre manos, y la virtud de inventar un nuevo género. Novela autodestructiva ( que se destroza a si misma) Resumiendo, un despropósito de rabo a cabo. PD. Si te ha gustado la reseña de cualquier usuario y deseas premiarla con un like debes hacerlo en el corazón grande, donde reza: te ha gustado esta reseña? O ante la duda, en los dos.


La novela me atrapó desde el primer momento y me ha tenido en vilo los tres días que me ha durado. Me decidí a leerla enseguida por la controversia y las diferentes opiniones que ha suscitado pues la tenía en mi lista de lecturas detrás de otras muchas. Me ha gustado pero... es una novela rara, bastante rara. Empieza bien, te haces un lío con los diferentes tiempos de la narración, sobre todo con los 5 o 6 días de diciembre en los que transcurre parte de la acción. La redacción no está muy afinada, el lenguaje es sencillo y llano, se lee fácilmente y enseguida se abren diversos frentes con diferentes personajes que te cuesta ubicar, cosa que se arregla a medida que vas leyendo y descubriendo retazos del argumento. A medida que te adentras en la historia la cosa se va complicando, y de qué manera... Una trama rebuscada que cuesta de creer, pero que le proporciona una acción trepidante a la novela y te mantiene en vilo leyendo más y más para desentrañar todos los misterios que se te presentan y que logras resolver a medias al final de la novela. Cuando terminé de leer me quedé... no diré decepcionada pero casi, el final no resolvía todos frentes que el autor había abierto, muchos flecos se quedaban en el aire y no les podías dar una explicación razonable. Algunos de estos inconvenientes me los aclaró el propio autor al final cuando explica al lector cómo escribió la historia y el porqué de algunas referencias. Al buscar en su bibliografía me di cuenta de que su segunda novela es una continuación de la primera y ya la tengo preparada para empezar a leer, espero que resuelva la incertidumbre que me dejó el final. ¿Te recomiendo su lectura? Pues no sé qué decirte... Yo me lo he pasado bien leyéndola, el suspense y la tensión los tienes asegurados, pero debes afrontar la lectura como un buen pasatiempo, sin querer analizar demasiado las diferentes situaciones con las que te vas encontrando, dejando que el relato fluya sin cuestionar nada, no le quieras buscar los tres pies al gato... Si te decides y la lees, lo más seguro será que quieras leer enseguida la continuación, como me ha pasado a mí. 24 de octubre de 2021


Hace poco vi una entrevista de Javier Castillo donde contaba como escribió "El día que se perdió la cordura", su primer libro. Dijo que le apasionaba escribir, pero que no tenía tiempo para hacerlo, por lo que aprovechaba el viaje en tren de camino al trabajo para hacerlo. No sé si creerme esta historia, ya que dudo mucho que dejen fumar en los trenes, porque sí... Creo que Javier Castillo echó mano de algo más que de su imaginación para escribir este libro... Ya sabéis... El libro va directo a mi lista de "EL CLUB DEL CIGARRITO DE LA RISA". Bromas a parte... Estar en esta lista no significa necesariamente que no me haya gustado el libro, ya veis... casi 5 estrellas... Significa que creo que el autor tiene una mente o imaginación muy viva, y que a la hora de escribir un libro esto hace que pueda salir o muy mal o muy bien, pocas veces hay terminó medio. Tengo un compañero de trabajo que para decir que algo le gusta, que le parece bien, que le ha hecho sentir bien, que está de acuerdo, etc... Lo resume todo en un simple, pero muy esclarecedor: ¡ES BIEEEN!... Pues este libro para mí "¡ES BIEEEN!" Puede que al principio la historia te resulte un poco liosa e incluso empalagosa, pero déjate lleva... No intentes analizarla, no intentes adivinar que va a pasar, deja que te sorprenda, deja que te envuelva y, sobre todo, que nadie te cuente nada. Será la única forma de que la disfrutes al máximo. Alguien de por aquí me dijo que esperaba mi reseña sobre este libro... ¡Menuda presión!... Yo suelo hacer las reseñas en frío, pero en esta ocasión ha venido sola y no he querido esperar. Espero haber ayudado en algo, para un sí o para un no, cualquier opción vale si ayudas. Pero el mejor consejo que me dieron una vez fue: si no sabes que decisión tomar, déjalo en manos del destino, lanza una moneda al aire, tú ya habrás elegido que opción quieres para cara y cuál para cruz, mientras la moneda sigue en el aire, algo dentro de tí deseará que salga una de las dos opciones... ¡Esa es la decisión correcta! ¿Lo recomiendo? A mi me salió CARA.


"Hay dos cosas que uno puede temer de la muerte: morir estando solo y morir sin un motivo." El abc del thriller policiaco queda constatado en esta novela: entretener. Pero a un precio caro. Puesto a analizar la obra en frío, los inconvenientes pesan bastante más que las virtudes. Se nota que es la primera novela de un escritor muy joven, le falta depuración en la narración, hay repetición de situaciones y frases, claridad y, sobre todo, la fragante inverosimilitud que baña todo el relato. No todo vale para intentar cerrar averías, igual que hay parches que no tapan un desbarajuste. No voy a detallar situaciones que puedan evocar en spoilers pero el lector se preguntará más de una vez donde está la cabeza de esta historia o si en verdad hemos perdido la cordura de lo verosímil. Un relato que engancha pese a sus carencias, gracias a los capítulos cortos y la narrativa sencilla. Curiosamente, tiene un comienzo interesante pero con el paso de las páginas vamos previendo que se le está escapando de las manos... El día que se perdió la cordura es una novela de intriga fácil de leer y poco más, sus personajes son arquetipos, tiene fallos de documentación, la trama puede ser previsible y lo más importante, agujeros argumentales difícilmente defendibles. No puedo decir que sea una decepción ya que es la primera obra que leo de Castillo y prácticamente era un desconocido para mí, pero me gustaría darle otra oportunidad en su etapa más madura como escritor.


Es un libro muy entretenido y con un estilo muy directo. La trama me ha gustado mucho porque engancha, se lee muy rápido y es ágil. La historia mezcla dosis de locura, amor, intriga, destino, sectas y muchas más cosas, las cuales en algunos momento se alejan de la realidad y podrían pasar perfectamente por las típicas "americanadas" de las películas dado que no tienen sentido alguno. En general es un buen libro pero lo que sí puede resultar al principio un poco lioso son los saltos temporales, no suponen un problema porque ayudan mucho a la trama, pero tienes que estar muy pendiente de ellos porque sino no te perderás y no conocerás a los personajes. La historia de amor que hay en el libro no me la he creído para nada, era muy poco realista en mi opinión. Los personajes están bien estructurados pero creo que les ha faltado más profundidad a cada uno de ellos y algunas veces no he llegado a conectar con los personajes porque no entendía ciertos comportamientos o acciones de los personajes. El final es lento y esto hace que podamos imaginar como acaba el libro. Es un buen libro pero le ha faltado informarse un poco más.


Normalmente se necesita concentración para centrarse en algo (de ahí el significado de la palabra "concentración") Buen libro, no lo voy a negar, me enganchó mucho en un principio, y me mantuvo enganchado gran parte de este. Una historia con saltos en el tiempo, (demasiados para mi gusto) con los mismos personajes bailando entre dichos saltos, donde ahí entra la concentración antes dicha. quizá demasiado esfuerzo mental para llevar el ritmo de todo un libro. He de decir que llevé el ritmo, y no perdí el hilo (mi mente aún funciona) :) En definitiva, me gustó la historia, pero creo que quizá el autor se lio algo con el pasaje de diferencia continua entre 1.996, y 2.013. Me gustan los libros con saltos en el tiempo, pero sin abusar de ellos, cada dos o tres capítulos te transporta 17 años atrás, y hacía delante, y eso le resto peso. Una historia "casi" redonda. El epílogo me pareció genial, por poco supera todo el libro, a pesar de ser, evidentemente más corto que la historia en sí. No obstante, no le quiero restar un ápice a la habilidad del autor, muy bien escrita, con capítulos cortos, lo cual hizo que devorara el libro. leeré mas de Javier, me dá la sensación de que acabará por engancharme. He de recalcar, que las opiniones son personales e intransferibles ;)


Buen libro, con capítulos cortitos de esos que te dejan con la intriga y necesitas seguir leyendo algún que otro capítulo más, aún corriendo el riesgo de saber que al día siguiente te presentarás en el trabajo con esta cara🧟(doy fe de ello😂) Aunque la historia tiene algunas cosas que me chirrían es una lectura ágil adictiva y con una buena trama. Lo recomiendo.


No sé ni por dónde empezar. Me ha dejado más confundida de lo que se quedaría él mientras lo escribía. Javier Castillo es un autor que tiene mucho por ofrecer, pero no ha sido capaz de plasmar una milésima parte de ello en este libro. Para empezar, hay que decir que le ha salido una historia bastante peliculera. Por no decir inverosímil. Hay escenas demasiado improbables, la personalidad de los protagonistas es pobre y toman decisiones que no puedo comprender porque se contradicen todo el tiempo. Por ejemplo, hay un momento en el que dos de los protagonistas (que se habían conocido como que 20 minutos antes) están huyendo de "los malos" y llegan a una casa. Entran y empiezan a decirse que son el amor de su vida, que quieren formar una familia juntos y chorradas varias. Todo esto con sus perseguidores al otro lado de la puerta. ¿Coherencia? Ninguna. Después está el estilo de la narración. Comprendo que es su primera novela. Yo también he escrito cosas y entiendo que es difícil encontrar un buen ritmo. Pero es que en todas las frases hay algo que sobra porque es redundante. Hay una frase que me llamó mucho la atención, porque además de ser rara, se repite diez o doce veces en toda la novela: "era un enigma, algo que no podía comprender". No sé si es cosa mía (soy muy meticulosa con la forma de escribir), pero eso es una definición innecesaria. Y como esta, cientos. Se hace pesado al cabo de un par de capítulos. Y, por último, está el abuso de suspense. Es decir, ya sé que es una historia de ese género. Pero acabar cada capítulo con una trama nueva sin resolver es demasiado. Hasta el epílogo deja cosas sin explicar. Abre tantas historias secundarias que después no concluye, que al final se termina no entendiendo nada. Nunca me llamó la atención, pero me lo regalaron y lo leí casi por compromiso. Lo siento, no me ha gustado.


LIBROS QUE TE PUEDEN INTERESAR


MÁS LIBROS DEL AUTOR JAVIER CASTILLO


TAMBIÉN SE BUSCÓ EN TERROR, POLICIAL Y SUSPENSO


FRASES DEL LIBRO EL DIA QUE SE PERDIO LA CORDURA

¿Qué es un nombre? Yo estaba enamorado de ella. Sabía que se llamase como se llamase, acabaría llamándola "mi mujer"


Publicado porLidia_barna

A veces el destino nos pone a prueba para que sepamos que existe.


Publicado porPaco Garrido

Las motivaciones, muchas veces infravaloradas, son el motor de la conducta humana.


Publicado porPaco Garrido

Si el destino existe, sabe que estamos hechos el uno para el otro.


Publicado porPaco Garrido

Con una mirada, una sonrisa y su forma de ser descarada


Publicado porFerbz Cabrera

Con una mirada, una sonrisa y su forma de ser descarada.


Publicado porFerbz Cabrera