1. ALIBRATE
  2. HISTORIA, POLÍTICA Y CIENCIAS SOCIALES
  3. EL CHICO QUE SIGUIÓ A SU PADRE HASTA AUSCHWITZ

HISTORIA, POLÍTICA Y CIENCIAS SOCIALES

EL CHICO QUE SIGUIÓ A SU PADRE HASTA AUSCHWITZ

JEREMY DRONFIELD

Calificar:

8,6

40 votos

Sinopsis de EL CHICO QUE SIGUIÓ A SU PADRE HASTA AUSCHWITZ

En 1939, Gustav Kleinmann, un tapicero judío de Viena, fue capturado por los nazis. Junto a Fritz, su hijo adolescente, fueron mandados al campo de Buchenwald, en Alemania. Empieza así una desgarradora historia en la que sus protagonistas serán víctimas del hambre y de las palizas, mientras participan como mano de obra en la construcción del mismo campo de concentración en el que permanecerán cautivos.Cuando Gustav reciba la noticia de su traslado a Auschwitz, una segura sentencia de muerte, su hijo Fritz hará todo lo posible por no separarse de su padre y seguirlo hasta Polonia.Ante el horror cotidiano del que serán testigos, solo una fuerza les mantendrá con vida: el amor entre un padre y su hijo. Basado en el diario secreto que Gustav escribió durante los seis años de cautiverio, así como en entrevistas con miembros de la familia y supervivientes, este libro emerge como un extraordinario relato de coraje, lealtad y supervivencia.

21 reseñas sobre el libro EL CHICO QUE SIGUIÓ A SU PADRE HASTA AUSCHWITZ

Hay historias, libros, que debes leer en algún momento de tu vida, si, del verbo deber.📚 Porque te enriquecen; te hacen ver la vida de otra manera muy distinta a la que lo haces día a día; porque haces que las historias de aquellos/as que lucharon no caigan en saco roto, sino que se recuerden. Este libro, es uno de ellos. Conmovedor, descriptivo, duro, realista. Es como un vaso de agua en mitad del desierto, algo que necesitas conocer. Nombres, personas reales, que después de haber sobrevivido a años de tortura, deciden rememorarlo todo, para plasmarlo aquí, para que tengamos la oportunidad de leerlo, para que sus historias y sus nombres no se olviden nunca. 💭 . Fritz hace lo imposible para que lo manden a Auschwitz, sabe que su padre, Gustav, está destinado a ese campo de concentración. No quiere dejarlo solo. La historia se cuenta por sí sola. . Leo mucho sobre el Holocausto, pero este libro en concreto, fue uno de los más duros de leer. Así que si quieres comenzar a leer sobre ello, te recomiendo uno más "light" para empezar, El tatuador de Auschwitz sería buena opción.🖤


Excelente novela muy documentada sobre una familia judía en Viena en durante la segunda guerra mundial. Me hizo emocionar y sufrir. Su principal virtud es también un defecto. Ya que posee unas 50 de notas al final que imagino que por su largo no pudieron agregarse como notas al pie. Los primeros capítulos me tomé el trabajo de buscarlas y leerlas, luego me dificultaba la lectura así que las abandoné...


Hitler dijo: quizás la más grande lección de historia, es que nadie aprendió las lecciones de historia... no hay que darle la razón... Esta es una historia increíble y conmovedora que nos debe empujar a la empatía y a nunca jamas permitir que estos funestos sucesos queden en el pasado y que esto nunca más se vuelva a repetir.


Una novela que es casi una crónica, vista desde dentro, de lo que ocurrido en los campos de exterminio nazi. Basada en el diario de un superviviente, cuenta, con detalle el infierno por el que pasaron. Muy recomendable.


Impactante, sensible y triste de principio a fin, y a la vez esperanzador. Lleno de crudeza, como todos los libros basados en el Holocausto.


Gustav y Fritz Kleinmann vivieron durante cinco años en campos de concentración, comenzando en Buchenwald, siguieron a Auschwitz y luego llegaron a Mauthausen y Bergen-Belsen. Una historia desgarradora de cómo el amor de un hijo por su padre (y viceversa) nos puede hacer locuras por intentar protegerlos. No soy ajena a las atrocidades del Holocausto, pues es uno de mis géneros y periodos favoritos, y a veces pienso que no puedo descubrir más cosas de las que ya sé. ¿De qué otras atrocidades eran capaces las SS? Cuando leo las memorias de alguno de los supervivientes, me doy cuenta que puedo descubrir más, mucho más, que creía saber todo y resulta que no sé nada. La gran mayoría de los libros de este periodo son situados en Auschwitz, pero este libro nos hace ver que, a pesar de ser uno de los campos más grandes y con mayor índice de mortandad, no era el único, ni el más cruel. Buchenwald es un campo desconocido por muchos y, aunque se dice que era conocido por su crueldad, es muy distinto leerlo en palabras de Gustav en su diario. Es un libro conmovedor que te hará enojarte, estresarte y celebrar la suerte de los protagonistas. No es una novela, sino más bien un libro de mucha investigación del autor, basándose en las vivencias de este padre e hijo durante la época de guerra.


Este libro cambió mi perspectiva de toda situación, no existe parámetro de territorio, nadie es dueño de su país, nadie tiene el derecho de humillar a otro por sus diferencias entre ellos, a lo que voy, esta obra narra la vida misma de dos hombres en un campo de concentración, la perdida de dos seres queridos, la separación de otros dos amados familiares que fueron los que se salvaron de tan grande sufrimiento; Gustav es un héroe judío sobreviviente del más cruel ataque al ser humano, él y su hijo Fritz, vieron en carne propia lo que era ver morir a los suyos sin poder hacer nada, vieron como el poder ciega a muchos seres humanos. Mi punto de vista es que me abrió los ojos para no juzgar ser dueños de una tierra del cual nos pertenece a todos, inculpar a los judíos de la miseria alemana en esa época (por la perdida de la primera guerra mundial) no hay justificación, el libro no solo te habla de el holocausto te habla que todos somos iguales sin distinción de nacionalidad, no hay territorio definido todos somos humanos. Es un reportaje y crónica escrita por un excelente briógrafo y novelista se podría decir, Jeremy Dronfield, escrito a partir del diario escondido de Gustav Kleinmann.


TAMBIÉN SE BUSCÓ EN HISTORIA, POLÍTICA Y CIENCIAS SOCIALES


FRASES DEL LIBRO EL CHICO QUE SIGUIÓ A SU PADRE HASTA AUSCHWITZ

Hacía falta fortaleza de carácter para compartir y amar en un mundo en el que el egoísmo y el odio eran el pan de cada día.


Publicado porMaruSil

Al principio tenían que ir de pie, pero, a medida que pasaban los días, el frío los iba matando y cada vez había más sitio para sentarse. Los vivos amontonaron los cuerpos en un rincón del vagón y les cogieron la ropa para calentarse.


Publicado porAndrea Milano

Pasara lo que pasara en el mundo, por muy cerca que estuviera el peligro, la vida seguía y ¿qué podían hacer, sino vivirla?


Publicado porAndrea Milano

Sí, es el olor, la peste del campo de exterminio, lo que te quema en las fosas nasales y en la memoria. Siempre podré oler Mauthausen.


Publicado porAndrea Milano

Les decían a los prisioneros que no tenían nada que temer si decían la verdad. Como sabían perfectamente que era mentira, ellos siguieron negando haber visto nada. Su silencio no los salvó, los mataron a todos.


Publicado porJorge-Anntonio