Calificar
7,0 94 votos

Sinopsis

El retrato detallado de cómo perder el tiempo y la vida. Superficies de vida Casa: 89 m2 Ascensor: 3 m2 Garaje: 8 m2 Empresa: la sala, unos 80 m2 Restaurante: 50 m2 Cafetería: 30 m2 Casa de los padres de Rebe: 90 m2 Casa de mis padres: 95 m2 Total: 445 m2 ¿Puede alguien vivir en 445 m2 durante el resto de su vida? Seguramente sí, seguramente usted conoce a mucha gente así. Personas que se desplazan por una celda sin estar presas; que se levantan cada día sabiendo que todo va a ser igual que ayer, igual que mañana; personas que a pesar de estar vivas se sienten muertas. Ésta es la historia de un hombre que fue capaz de hacer realidad lo que cada noche imaginaba bajo las sábanas: empezarlo todo de nuevo. Lo hizo, pero pagó un precio demasiado alto. Pero si de verdad usted quiere saber cuál es el argumento de esta novela, mire su muñeca izquierda; ahí está todo.

Año de publicación:2012

7 reseñas sobre el libro EL BOLIGRAFO DE GEL VERDE

Este mes leí también "El regalo" de este mismo autor, y me gustó mucho, así que decidí seguir con él, pero esta novela me ha gustado pero a la vez decepcionado. A veces es demasiado confusa respecto sobre quién está hablando el narrador (que no es otro que el protagonista), no me resultó aburrido pero sí muy repetitivo con respecto a la forma que tenemos en perder el tiempo sin darle importancia a lo que realmente importa, vamos que la idea principal de toda la novela es la misma que la anterior que leí de Eloy Moreno. Nos habla de un hombre que está pasando por una crisis existencial, no le encuentra sentido a su trabajo, a su matrimonio, a la relación con sus compañeros y se obsesiona con un boli verde que le llevará, según él, a espiar a todos sus compañeros de oficina, descubriendo cosas de su intimidad y dándose cuenta de que algo falla en su vida por lo que tomará una decisión para poder cambiar el rumbo de esta. La verdad que la novela es un poco deprimente y a mí me desquició un poquito (bastante) el protagonista. Pero tampoco ha sido una pésima lectura.


A veces, no nos damos cuenta del tiempo que perdemos vanalmente con chorradas, sin mirar lo que tenemos al lado día a día, y no disfrutar de todo eso, tiene sus consecuencias, a la larga, como el enfriamiento en nuestra pareja, o relaciones más cercanas, nos centramos tanto en el trabajo y demás problemas que todo lo demás, queda en un segundo plano. Siempre se puede mejorar, se puede cambiar o, simplemente abandonar y rendirse, pero siempre hay una opción. Este libro nos invita a la reflexión, a parar y pensar un poco en lo que tenemos y no valoramos, y es más, los errores que podemos cometer estando en un estado de negación absoluta, porque mal interpretamos todo lo que vemos y a veces, las cosas no son lo que ven nuestros ojos 👀. Hay que parar, pensar, dialogar y por último la toma de decisiones. Libro muy recomendable.


Eloy Moreno sabe como atrapar al lector con una historia real, cercana. De lectura muy sencilla que te hace querer más y más. En muchos momentos de la historia, te identificas con el narrador y protagonista. En otras, apuntas notas mentales para no parecerte a él en ningún momento. Todos y cada uno de nosotros hemos pasado por alguna de las situacione que se narran. Todos y cada uno de los que la hemos leído, hemos aprendido una valiosa lección. Gracias Eloy. Voy a por “Tierra”.


Al principio me pareció un poco aburrido y lioso, tantas idas y venidas del pasado al presente y viceversa hacían que perdiera un poco el hilo de la historia pero al ir avanzando me parece que el autor tiene esa manera especial de describir las situaciones y los sentimientos que pudimos ver en "lo que encontré bajo el sofá". He empatizado con el protagonista que me ha llegado a sacar de quicio con el dichoso boli verde pero también me ha hecho llorar al ver como la rutina y las prisas que tenemos todos en nuestro día a día hacen que dejemos de lado las cosas importantes de la vida.


Empecé este libro con toda la ilusión del mundo, porque previamente había leído, Lo que encontré bajo el sofá y me gusta mucho, pero la verdad es que este me ha decepcionado un poco, me esperaba mucho más. La narración es un poco caótica, con extractos muy cortos, que van hacia el pasado y el presente sin que quede muy claro, en muchas ocasiones no sabes de qué o de quién te está hablando. He terminado el libro sin tener muy claro de que iba. Lo siento, intentaré seguir leyendo cosas de este autor porque sus ideas son muy interesantes, pero este en concreto no lo recomiendo.


No entiendo la fama que tiene este libro en concreto. Menos mal que lo primero que leí de Eloy fue Invisible y luego Tierra, que son absolutamente maravillosos. El protagonista me ponía de los nervios, qué tipo más absurdo.


Empecé este libro con mucha ilusión porque el primer libro que leí de este autor fue “El regalo” y me gustó mucho. Tenía las mismas expectativas de este libro. El principio me enganchó y me fue fácil seguir leyendo, pero conforme avanzaba entre sus páginas no conseguía encontrar el argumento del libro. He encontrado al personaje un poco obsesivo y me angustiaba. Las últimas 100 páginas se me han hecho eternas y por primera vez en la vida he deseado que se acabase el libro. El mensaje del libro es que a veces hay que tocar fondo para poder volver a empezar de cero y muchas veces los cambios los tienes que provocar tu, no puedes esperar a que los cambios lleguen a ti. A pesar de que este libro no me haya gustado mucho estoy deseando leer “Tierra”, además soy seguidora del autor en redes sociales y tiene unos cuentos preciosos, y como siempre da buenas lecciones de vida.